Medio Ambiente

Las sabanas de Cinaruco, nueva área protegida en la Orinoquia

Son 332.000 hectáreas, que incluyen más de 68 especies de mamíferos, 178 de aves y 176 de peces.

Cinaruco

Se protegerán 332.000 hectáreas que cobijan una biodiversidad especial de la Orinoquia. 

Foto:

Rodrigo Durán

30 de julio 2018 , 09:33 p.m.

Desde este primero de agosto, las sabanas inundables de Cinaruco, al oriente del departamento de Arauca, entrarán a hacer parte de la lista de áreas protegidas de Colombia, bajo la categoría de Distrito Nacional de Manejo Integrado (DNMI).

Con la declaración de 332.000 hectáreas, que incluyen bosques de galería y bosques riparios (que protegen las riberas de los ríos), se estaría protegiendo una biodiversidad característica de la Orinoquia, que incluye a más de 68 especies de mamíferos, 178 de aves, 176 de peces, 670 de plantas y 74 de reptiles.

Los pobladores aquí asentados son, en su mayoría, campesinos procedentes de Casanare y Arauca, que adquirieron sus predios a través de procesos de colonización de tierras baldías. Además, es un territorio ancestral de los pueblos indígenas Wamonae, Yaruro, Yamalero, Maiben-Masiware y Sáliva pertenecientes al resguardo Caño Mochuelo.

Cinaruco

El saíno, el jaguar, el mono aullador, tapir, garza real y la corocora, son algunas de las especies que se encuentran en la zona.

Foto:

Rodrigo Durán Bahamón

"Al proteger las sabanas inundables de Arauca es posible mantener la dinámica natural de los ecosistemas inundables y cuerpos de agua como raudales, lagunas y ríos de Cinaruco y Capanaparo, cuencas binacionales de Colombia y Venezuela. Esta dinámica garantiza los medios de subsistencia de las comunidades campesinas e indígenas asentadas ahí. Asimismo, se preserva la cultura pues la relación entre la comunidad y la naturaleza es uno de los pilares sociales de este territorio", señala Parques Nacionales en un comunicado

Con la declaratoria, la idea es minimizan las presiones sobre este territorio, como la extracción ilegal de flora y fauna con fines de comercialización, las quemas, la tala selectiva, la pesca y cacería no reguladas, la pérdida de la identidad llanera e indígena, entre otras.

Cinaruco

El DNMI permite conciliar el uso sostenible como una estrategia para la conservación del territorio, de la mano con las comunidades locales.

Foto:

Rodrigo Durán Bahamón

Con Cinaruco, el país ya cuenta con más de 30 millones de hectáreas protegidas, lo que se traduce en más del 14 por ciento del territorio nacional.

El logro de este nuevo DNMI en la Orinoquia es fruto del liderazgo y trabajo coordinado entre instituciones como Parques Nacionales Naturales de Colombia, World Wildlife Fund (WWF), Wildlife Conservation Society (WCS), la Fundación Argos y la Fundación Mario Santo Domingo; y con el apoyo de la Academia Colombiana de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales, el Instituto Alexander Von Humboldt y la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH).

REDACCIÓN MEDIOAMBIENTE
@ElTiempoVerde

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA