Congreso

Debate por sala especial de la JEP sigue sin acuerdo

El uribismo no ha logrado convencer de su propuesta a defensores del acuerdo de paz

Comisión Primera de Senado decretó nuevo receso en creación de sala especial en la JEP

El debate en la Comisión Primera, sobre una sala especial para el juzgamiento de militares tuvo la presencia de su mayor promotor el expresidente Álvaro Uribe 

Foto:

Archivo particular

Por: Política
31 de octubre 2018 , 03:46 p.m.

Las posibles modificaciones a la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) en cuanto al juzgamiento de los militares señalados por delitos atroces calentó el debate este miércoles en la Comisión Primera de Senado.

La célula legislativa estudia, el primero de ocho debates, el proyecto de acto legislativo que crea una sala especial para el juzgamiento de los militares en la JEP, el cual es impulsado por la senadora uribista Paloma Valencia y rechazado por un bloque que quiere mantener la integridad del acuerdo de paz.

Este martes se declaró un receso en la sesión de la Comisión para tratar de buscar una fórmula para salvar el proyecto, en el cual se dio una reunión inédita entre el expresidente Álvaro Uribe y varios de sus adversarios políticos, como el excandidato presidencial Gustavo Petro, el senador Iván Cepeda y algunos congresistas de Farc.

En medio del debate de esa iniciativa, este miércoles, se evidenciaron las posiciones antagónicas de los dos bloques que este martes buscaron, sin éxito, un acuerdo e incluso, en algunas ocasiones, el tono de las intervenciones se elevó.

El bloque defensor del proyecto original insiste en buscar un mecanismo para que los militares tengan un juzgamiento con garantías en la JEP y que no tengan que declararse culpables de sus faltas para alcanzar los beneficios que otorga ese modelo.

La senadora Valencia, autora y defensora de la iniciativa, afirmó que los excombatientes de las Farc “se declararán culpables” en la JEP “y tendrán beneficios”, pero que “los militares seguramente se declararán inocentes, serán vencidos en un juicio y pagarán 20 años de cárcel”.

“Lo que buscamos es que tengan algunos beneficios”, afirmó la congresista.

Pero del otro lado, es decir de quienes se oponen a esta reforma, la mirada es diferente. Los opositores a este planteamiento admiten la inclusión de nuevos magistrados que les den más garantías a los uniformados señalados de delitos atroces, pero no mediante una reforma constitucional.

Y, por añadidura, tampoco quieren abrir la posibilidad de que se sacrifique la verdad que deben recibir las víctimas por parte de todos los actores del conflicto, incluidos los militares.

El senador por Cambio Radical Rodrigo Lara advirtió que este tipo de modificaciones a la justicia para la paz abriría la puerta para que la Corte Penal Internacional procese a los militares por considerar que su juzgamiento no se ajusta a las norma internacionales.

“No voy a hacer parte de esos congresistas que entregaron a sus militares a la Corte Penal Internacional”, dijo Lara, quien reiteró su propuesta de que se hagan algunos “ajustes”, pero mediante leyes y no a través de reformas a la Constitución.

El pronunciamiento del senador está en sintonía con las reservas planteadas por el Fiscal de la Corte Penal Internacional (CPI) James Kirkpatrick Stewart sobre la creación de esa sala especial.

Cuando se demostró que las posiciones serían irreconciliables se presentó una proposición por parte del Partido Liberal, el cual está en el bloque opositor a la propuesta uribista, que incorporaba 14 nuevos magistrados a la JEP destinados al juzgamiento de los militares.

Nosotros de buena fe, en la tarde del martes, fuimos a un receso en el que contribuimos con total ánimo argumentativo y conciliatorio para que aquí, en escasos minutos, traigan otra propuesta

En ese momento varios congresistas del grupo opositor atacaron duramente a los liberales. La senadora por los ‘verdes’ Angélica Lozano le dijo a su colega liberal Luis Fernando Velasco, promotor de la reunión del martes, que su partido, Alianza Verde, se sentía “utilizado” y “burlado”.

“Nosotros de buena fe, en la tarde del martes, fuimos a un receso en el que contribuimos con total ánimo argumentativo y conciliatorio para que aquí, en escasos minutos, traigan otra propuesta”, dijo Lozano, quien manifestó que ya no tenía “confianza” en el Centro Democrático.

El senador Iván Cepeda también intervino en la discusión y recordó que Velasco había escrito que “si no había acuerdo entre todos, se votaría negativamente” el proyecto de reforma constitucional que se estaba tramitando.

Velasco afirmó que había hecho un “esfuerzo gigantesco por presionar un consenso” con la reunión de este martes en la tarde y que insistía en alcanzarlo para avanzar en el tema.

“Yo sí soy un hombre coherente. No me echo un discurso agresivo contra la corrupción y luego la practico. Como yo me comprometí con un mecanismo en consenso, acepto que se pueda pensar eventualmente en un nuevo receso a ver si podemos recomponer esto, y si no, votaría no a mi propia propuesta”, afirmó el congresista liberal.

Luego de otras intervenciones, la Mesa Directiva de la Comisión Primera del Senado declaró un nuevo receso, igual al del martes al mediodía, para que los partidos políticos traten de hallar una fórmula que beneficie el juzgamiento de los militares, pero sin maltratar el acuerdo de paz.

POLÍTICA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA