Opinión

Subsanar la reforma para la transición

Hay que complementar el proyecto con 'transfuguismo' por una vez y reducción del umbral al Senado.

04 de diciembre 2018 , 06:38 p.m.

Sin duda, el país necesita de manera urgente adoptar la lista cerrada (técnicamente bloqueada) para las elecciones a corporaciones públicas. Pero la reforma que acaba de aprobar la Comisión Primera de la Cámara, en tercer debate, no resuelve el problema de la confusión electoral y falta de disciplina partidista en Colombia, porque va camino de estrellarse contra la realidad política.

La razón, en apariencia, es simple. Desde el punto de vista digamos técnico, Colombia no está todavía preparada para digerir un sistema de partidos bien estructurado y superar, por vía del cambio normativo, nuestra aguda fragmentación. Desde un plano más mundano, porque beneficiaría solo al Centro Democrático, sobre todo si el gobierno de Iván Duque no termina mal. Se cumpliría el deseo de sus dirigentes de llegar a 40 senadores en el 2022. Es el único partido con un cabeza de lista suficientemente atractivo, sin que se despedace en la definición del orden de la lista. En alguna medida, también beneficiaría a la Alianza Verde, en lo fundamental por ser otro partido conectado con la opinión y en franco ascenso.

Situación contraria les sucedería a las mayorías congresionales de los partidos Conservador, ‘la U’, Liberal y Cambio Radical. En el caso conservador, sería como firmar el acta de defunción. La reforma, entonces, puede ser inviable, agravada por la falta de mayorías del Gobierno y la inclusión, con tono populista, del mandato para que el 50 por ciento de los cupos en las listas partidistas se alternen con mujeres. Eso nos pondría muy cerca de Ruanda y Bolivia, que tienen 61,3 y 53,1 por ciento de mujeres en las cámaras bajas, pero alejaría la posibilidad de que sea finalmente aprobada.

¿Se debería entonces tirar la toalla? No, en absoluto. Se debe, más bien, aprovechar el acto legislativo en curso para encauzar un sistema de transición de partidos con 10 o 12 agrupaciones con grandes jefes que impongan disciplina sobre sus huestes.

Pero para ello se necesitan dos cosas. Lo primero, que se complemente el proyecto con la libertad de los congresistas de cambiar de partido, por una vez, antes de las elecciones legislativas y se reduzca el umbral al 2 o 2,5 por ciento de los votos válidos en Senado.

Un segundo requisito sería que la ministra del Interior se concentre en lo realmente importante y se abstenga de repetir eslóganes que le preparan sus asesores, que posiblemente entienden menos que ella. Y es que es un insano ardid decir que la reforma es para luchar contra la corrupción. La modificación de los sistemas electorales no tiene tales virtudes, y si algún beneficio en ese sentido puede existir, sería marginal y aún no probado.

No se entiende tampoco que un gobierno con los aprietos fiscales actuales apruebe la financiación total de las campañas políticas, y sin una sola estimación del costo que acarrearían. Además, la ministra confunde los recursos aforados para la Registraduría en el presupuesto del año entrante con lo que sería el costo de las campañas. Por si eso fuera poco, el Gobierno se contradice, pues, por un lado, apoya que una quinta parte del presupuesto nacional de inversión sea de iniciativa congresional y, al mismo tiempo, viene apoyando uno de los proyectos anticorrupción para la participación ciudadana en la discusión de los presupuestos de inversión pública. Si el Gobierno no reacciona, en dos semanas estaríamos con la reforma política hundida y frente a la legislatura más pobre en décadas.

@johnmario

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA