Venezuela

Muere líder opositor venezolano que estaba en poder del Sebin

El gobierno asegura que el concejal Fernando Albán se arrojó desde un décimo piso este lunes. 

Fernando Albán

Fernando Albán, concejal de Caracas, había sido detenido el viernes pasado por presuntamente haber participado en un atentado contra Maduro. 

Foto:

@albanfernando

08 de octubre 2018 , 10:29 p.m.

El concejal Fernando Albán, del partido opositor venezolano Primero Justicia, fue apresado el viernes por la policía política de su país señalado por su supuesta participación en el atentado contra el presidente Nicolás Maduro el pasado 4 de agosto. La tarde de este lunes, el fiscal impuesto por la Constituyente, Tarek William Saab, informó que el concejal se suicidó lanzándose del décimo piso de la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) tras pedir ir al baño.

Minutos después el ministro de Interior y Justicia, Néstor Reverol, trinó que Albán corrió hacia una ventana mientras se encontraba en una “sala de espera” del mencionado edificio.

El estupor y la sorpresa no se hicieron esperar entre los venezolanos, que señalaron la responsabilidad del Estado venezolano de salvaguardar la vida y seguridad de los detenidos bajo su cargo.

Un estupor que luego dio paso franco a la sospecha de que el concejal pudo haber sido asesinado por sus captores, pues el fin de semana circularon alertas sobre la posibilidad de que Albán estaría siendo torturado. 

Sin embargo, su abogado, Joel García, aseguró que pudo hablar personalmente con el concejal este domingo, que no presentaba golpes o maltratos y que estaba tranquilo al momento de la conversación.

A pesar de esto demandó una investigación independiente, pues “nadie confía” en las autoridades policiales venezolanas. Destacó, lo mismo que sus compañeros de partido, que Albán era un hombre religioso y apegado a la fe católica, por lo que les cuesta mucho creer la tesis del suicidio esbozada por el gobierno.

El acostumbrado silencio de las autoridades venezolanas en torno a los presos políticos así como las constantes violaciones al debido proceso judicial –como retrasos injustificados para ser presentados ante tribunales e impedimento total de ver a abogados o familiares– solo sirven como caldo de cultivo para que versiones como la de un asesinato encubierto como suicidio toman mucha fuerza.

Como Albán, al menos 30 personas están siendo investigadas por la explosión de los drones del pasado 4 de agosto. 

Las irregularidades son tan grandes en torno a estos apresamientos por razones políticas que el diputado Juan Requesens, tambièn preso en el Sebin, estuvo 55 días sin recibir visitas de su familia y aún no lo dejan ver a sus abogados mientras que la familia del exministro de Defensa, Raúl Baduel, denuncia que no ven al general desde hace dos meses y que lo tienen aislado en el sector del Sebin llamado “La Tumba”.

Algunos presos políticos luego liberados como el dirigente del partido Voluntad Popular, Sergio Contreras, aseguró que durante su cautiverio en varias sedes policiales el año pasado jamás se le dejó ir al baño solo o estar en un lugar con ventanas sin estar fuertemente custodiado.

VALENTINA LARES MARTIZ 
Corresponsal de EL TIEMPO 
CARACAS 

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA