Mundial Rusia 2018

Brasil sufre por un nuevo fracaso: quedó eliminado del Mundial

Todas las virtudes del equipo de Tite quedaron en nada en 90 minutos, frente a un Bélgica efectivo.

Brasil desilusiona y le dice adiós al mundial de RusiaEl pentacampeona del mundo perdió 1-2 con Bélgica. Los 'diablos rojos' sueñan con levantar su primera Copa Mundial.
Brasil

AFP

Por: JOSÉ ORLANDO ASCENCIO
06 de julio 2018 , 07:41 p.m.

Era el partido que no podía perder. Las estadísticas, esas que muestran todo menos lo más importante, como diría Juan Manuel Lillo, decían que Brasil era un equipo arrollador, que no había perdido ningún encuentro oficial desde que llegó Tite a enderezar la eliminatoria suramericana, tras el fracaso de Dunga en la Copa América Centenario. Que nunca había recibido más de un gol con ese mismo técnico.

Pero esos antecedentes se pueden acabar en 90 minutos. Y por eso hoy sus hinchas tratan de digerir un nuevo fracaso, tras perder 2-1 con un ordenadísimo, talentoso y duro equipo de Bélgica, que hoy es gran candidato a ganar el Mundial de Rusia 2018. Eso dicen las estadísticas hoy. De pronto en tres días pueden estar mostrando otra cosa...

¿Qué le pasó a ese Brasil que se veía sólido para pelear otra vez un título esquivo desde 2002 y que quería hacer un lindo Mundial en Rusia para hacer olvidar, por fin, el fracaso de la Copa del Mundo en la que jugó como local, de la que se fue goleado y humillado? El tema tiene dos explicaciones. Una: todo el mérito para Roberto Martínez, el español que dirige a Bélgica, y para los jugadores. El DT cambió de esquema. Dejó de jugar con tres defensas, armó una línea de cuatro y delante de ella puso a tres mediocampistas para quedar así con un cerrojo difícil de romper. Y de ahí en adelante, tres flechas: Kevin de Bruyne, Romelu Lukaku y Eden Hazard. Un esquema equilibrado, para protegerse bien y luego pensar en el contragolpe.

“La actuación de hoy (este viernes) fue posible por el rendimiento y por la posibilidad de amenazar en ataque. Para mí, Brasil es el mejor equipo del torneo y sin duda el más riesgoso para plantear un juego abierto. Teníamos que defender bien por 90 minutos. Pero siento que nuestra actuación merecía que avanzáramos”, explicó Martínez al final del partido.

La segunda explicación. Tal como le pasó a Colombia sin James, como le sucedió a Uruguay sin Cavani, el funcionamiento de Brasil se resintió mucho por la ausencia de una individualidad. Casemiro, el volante central que tan buenos resultados le dio al Real Madrid de Zinedine Zidane, no estuvo en este partido por acumulación de tarjetas amarillas. Y el equipo lo sintió. Fernandinho, su reemplazo, no tuvo ni el nivel ni la seguridad del titular.

Brasil tuvo iniciativa, pero no puntería. Pudo haber pegado primero, pero en un tiro de esquina, ese Thiago Silva que lo mete casi todo al arco contrario se enredó con la pelota en el remate y terminó mandando la bola por fuera. Además, Philippe Coutinho no fue el mismo de los partidos anteriores. Ni hablar de Neymar, una sombra durante casi todo el juego. Las fotos que llegan de las agencias internacionales son una muestra, a veces, de la actuación de un jugador. Muestran gestos, muestran actitudes. Y la gran mayoría de las imágenes de Neymar lo muestran con cara de sufrimiento o directamente en el piso, quejándose de los golpes que no recibió. Y en eso se fue gran parte de su noche.

Bélgica, en cambio, pegó rápido. Primero, con algo de fortuna. Nacer Chandli cobró un tiro de esquina, Vincent Kompany peinó la pelota y luego, ese mismo balón rebotó en Fernandinho para luego meterse en el arco de Allison. Y luego, Lukaku se inventó un maravilloso contragolpe, que terminó con un golazo de De Bruyne.

“Cambiamos tácticamente y creo que en la primera mitad jugamos muy bien, creamos muchas situaciones. Brasil modificó su dibujo táctico en la segunda mitad y fueron mejores que nosotros”, dijo De Bruyne.

Bélgica administró la ventaja en el primer tiempo. En el segundo, directamente, aguantó como pudo. Courtois se vistió de héroe. A Brasil solo le alcanzó para el descuento, anotado por Renato Augusto, que entró en esa segunda mitad. Muy poco para un equipo que llegó como candidato y que ahora se va con un nuevo fracaso a casa.

JOSÉ ORLANDO ASCENCIO
Subeditor de Deportes
En Twitter: @josasc

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA