Casos de niños que siguen desaparecidos - Delitos - Justicia - ELTIEMPO.COM
Delitos

Alberto, Nicole, Karen y otros niños que aún no regresan a casa

Tras el retorno de Cristo José, el país vive el drama de otros niños secuestrados y desaparecidos.  

Nicole

Esta es la niña Paula Nicole Palacios Narváez, quien fue raptada en diciembre del 2014 y aún no aparece.

Foto:

Archivo particular

11 de octubre 2018 , 11:47 a.m.

El desenlace feliz del secuestro de Cristo José, el niño de 5 años que fue liberado por sus captores ante la presión de las tropas en el Catatumbo, contrasta con la tragedia que viven decenas de familias cuyos niños también les fueron arrebatados y siguen sin regresar. 

El de Alberto Cardona, en la Sierra Nevada de Santa Marta, es uno de los casos más recientes.  Él también tiene 5 años y su rastro se perdió hace ya casi tres semanas, cuando su papá lo llevaba al colegio. Eso fue el 20 de septiembre y varios días después encontraron el cuerpo del padre en una cañada. Los asesinos se llevaron al niño y ninguna autoridad tiene certeza de su paradero. 

El padre, Alberto Ramón Cardona Tapia, era un campesino del corregimiento de Minca. Su cuerpo apareció baleado, sobre una piedra, boca arriba, y lo único que esperan sus deudos ahora es que Alberto, el menor de sus tres hijos (los otros tienen 7 y 10 años), aparezca sano y salvo. 

Los niños podrían terminar en manos del Bienestar Familiar, pues el padre vivía solo con ellos en la vereda Tigrera, si bien en los últimos días la madre llegó a la zona para ocuparse de los hermanitos de Alberto.

Alberto Cardona

En redes sociales piden la libertad del niño con el HT: #LiberenAAlbertoCardonaYa

Foto:

Archivo particular

En este caso, a diferencia del de Cristo José, asegura la comunidad, no ha existido la misma efectividad y esfuerzos para hallar al menor, al punto que las exploraciones en la zona por parte de los organismos de rescate y Policía habían sido suspendidas.

El niño Cristo José recuperó la libertadFue liberado por sus captores ante el cerco militar, en zona del Catatumbo.
Cristo José

El momento en que Cristo José regresa a la libertad junto a su padre.

"Si bien Alberto es hijo de un campesino y no goza de reconocimiento, como todo menor de edad debe demandar un compromiso especial para ponerlo sano y salvo, pues su vida está corriendo peligro", señaló Martina Carrasquilla, uno de los vecinos de la familia.  De hecho, la comunidad bloqueó el pasado 27 de septiembre la vía de Santa Marta a Minca, para exigir la aparición del niño y más acción de las autoridades. 

El  mayor Eduardo Vélez, director de la Defensa Civil, expresó que, contrario a lo que dice la comunidad, sí fue dispuesto un equipo especializado para el hallazgo del pequeño Alberto, sin embargo, las labores hasta hoy han sido infructuosas. Y el alcalde de Santa Marta, Rafael Martínez, en las últimas horas ofreció una recompensa de 10 millones de pesos por información que conduzca al paradero del niño. Esa recompensa acaba de subir a 60 millones, con fondos del Gaula de la Policía. 

"No nos hemos quedado con los brazos cruzados, estamos trabajando arduamente para que Alberto aparezca y podamos brindarle la asistencia respectiva como lo hemos venido haciendo con sus hermanos", dijo el mandatario.

Zozobra de años

Este año han desaparecido 1.602 menores de edad, mientras que el año pasado fueron 2.745. De ese total del 2017, unos 163 tenían menos de 10 años de edad. Aunque la mayoría de las desapariciones se resuelve -en muchos casos se trata de niños que huyeron de sus hogares, como ocurrió recientemente con dos adolescentes en Bogotá- son muchos los que aún no regresan.

Uno de los casos de niños más dramáticos es el de la Paula Nicole Palacios Narváez, quien fue secuestrada en la vereda San Antonio del municipio de Buesaco (Nariño) el 28 de diciembre del 2014. Paula Nicole salió a una tienda cercana y lo único que vieron sus familiares fue cuando la subían a un carro.

Por el rapto de la niña, de seis años, fueron capturadas seis personas, entre ellas José Germán Paguatián Insandará, quien se encuentra en una cárcel de Nariño. Y aunque se manejaron muchas versiones, hasta ahora nadie tiene certeza de su suerte. Los capturados no han hablado y ninguna autoridad se ocupa hoy de su búsqueda.

Por los mismos días, al otro lado del país, en Mompox (Bolívar), desapareció Karen Dayana Lambraño Mulleth, de 8 años, cuando salió con su hermano a hacer una recarga de celular en una tienda.

Por este caso fueron capturadas Sandra Marcela Mulleth Mendoza, madre de la menor, y Glenis Arias, una tía, procesadas por el delito de secuestro. Nunca se volvió a tener noticias de ella.

Otro de los casos más recordados es el de cinco niñas de la localidad de Suba, en Bogotá, que habrían desaparecido tras ser víctimas de abuso sexual. A Luis Alberto Malagón, presunto responsable, se le imputaron los delitos de secuestro agravado y acceso carnal violento.

Pero en el 2013 el Tribunal Superior de Bogotá anuló el proceso afirmando que el delito que se le debía haber imputado era el de desaparición forzada. Este caso ocurrió entre 1995 y 1997, pero más de 20 años después sigue en la impunidad. 

JUSTICIA Y NACIÓN

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA