Consejo de Estado mantiene investidura de senadora Claudia López - Cortes - Justicia - ELTIEMPO.COM
Cortes

Consejo de Estado mantiene la investidura de senadora Claudia López 

La senadora había sido demandada por ausentismo. Corporación dice que asistir no es permanecer.

Claudia López Escritorio

Claudia López Escritorio

Foto:

Cortesía prensa Claudia López

25 de abril 2018 , 08:21 p.m.

El Consejo de Estado mantuvo la investidura de la senadora Claudia López, quien había sido demandada por supuestas inasistencias a más de seis sesiones plenarias en las que se discutieron proyectos de ley, actos legislativos o mociones de censura. 

Con ponencia del magistrado Oswaldo Girado López, el Consejo de Estado aseguró que "no se demostró que López hubiera acumulado las ausencias que la Constitución sanciona con la pérdida de la investidura". 

Según el demandante Johann Wolfgang Patiño Cárdenas, López debía perder su investidura por su supuesta inasistencia a 16 sesiones entre el 20 de julio del 2015 y el 20 de junio del 2016, y a 10 sesiones entre el 20 de julio del 2016 y el 17 de mayo del 2017. 

Según Patiño, la senadora del Partido Verde faltó supuestamente a esas sesiones "sin que mediara excusa válida para su ausencia o retiro de las respectivas plenarias". 

Para el Consejo de Estado la Constitución manifiesta claramente que el primer periodo de sesiones comienza el 20 de julio y termina el 16 de diciembre, y el segundo periodo va desde el 16 de marzo hasta el 20 de junio. En ese punto, el periodo de sesiones que tuvo en cuenta el demandante contra López no era correcto porque hablaba del año completo. 

"Cada legislatura ordinaria se compone de dos periodos y, por lo tanto, la prohibición contenida en el artículo 183 numeral 2 de la Constitución exige la inasistencia del congresista a seis (6) sesiones en cualquiera de ellos; por ende, no puede computarse una legislatura -que comprende dos periodos – como uno solo", aseguró el Consejo de Estado. 

La segunda razón del Consejo de Estado para mantener la investidura de López es que no se encontró que haya incumplido con su asistencia a las sesiones, pues "asistencia no puede ser sinónimo de permanencia sino de presencia, que le exige la participación en la conformación de la voluntad legislativa, cuando se trata de someter a su consideración los proyectos de Acto Legislativo, leyes o mociones de censura". 

Mientras el demandante afirmaba que asistir era estar presente en toda la sesión y votar en la totalidad de los asuntos que se traten, la senadora López sostuvo que asistir no podía equipararse con permanecer en la totalidad de la sesión ya que esa medición "desnaturaliza el alcance de la obligación y desconoce el principio pro homine, ya que se trata de un régimen sancionatorio". 

En ese proceso el Consejo de Estado le dio la razón a López y aseguró que votar funciona como un medidor de que se ha cumplido con el deber de asistir, pero que asistencia no es lo mismo que permanencia, pues no se les puede exigir a los congresistas que estén en toda la sesión sino que en el tiempo que estén en ella cumplan con sus deberes como congresistas para ayudar al legislativo a tomar decisiones. . 

En ese sentido, el Consejo de Estado precisa que "el término asistir debe ser interpretado de manera que garantice el cumplimiento de la función principal a cargo de los congresistas que consiste precisamente en hacer parte del proceso de formación de la voluntad del Congreso de la República". 

Para el Consejo de Estado, esa obligación no implica que deba "necesariamente votar todo lo que se discuta en una sesión plenaria, puesto que (...) dicho deber no se agota solo con la votación, sino que también se extiende a la presentación de proposiciones y general a la participación activa en las sesiones plenarias, dentro de la dinámica que significa hacer parte de un cuerpo colegiado de representación popular". 

Así las cosas si un congresista no votó en algún momento de la sesión, para el Consejo de Estado aunque esa situación podría generar una falta no puede llevar a la pérdida de su investidura "si ha contribuido eficazmente a la conformación de la voluntad del Congreso para la expedición de actos legislativo, y de leyes y el control político al Gobierno". 

El tribunal de lo contencioso administrativo recordó que el ausentismo parlamentario se castiga cuando los congresistas se limitan a registrarse en las sesiones y luego se retiran del recinto, omitiendo su deber de participar para conformar las voluntades del congreso como representantes del pueblo. 

En el proceso, López aseguró que ha cumplido con sus deberes como congresista "incluida la asistencia a la totalidad de las sesiones en las que el demandante afirma no lo hizo, que en la inmensa mayoría tuvo una participación activa en el debate congresional, en la configuración de los textos puestos a consideración de los senadores, así como en las votaciones". 

JUSTICIA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA