Presidenciales

Con ‘mente abierta’ a tomar café, primer paso de Fajardo y De la Calle

Petro insiste en pedir espacio en esa posible alianza, pero no parece viable.

Humberto de la Calle y Sergio Fajardo

Sergio Fajardo (izquierda) y Humberto de la Calle.

Foto:

David Sánchez / Archivo EL TIEMPO - Eduardo Muñoz / EFE

26 de marzo 2018 , 06:31 p.m.

Durante mucho tiempo, muchas veces, de muchas maneras, Sergio Fajardo rechazó tajantemente la posibilidad de explorar alianzas con otros candidatos presidenciales. Pero esta semana hubo dos hechos que lo llevaron a aceptar el diálogo con Humberto de la Calle: su desplome en las encuestas sobre intención de voto y la presión de miles de ciudadanos.

Las últimas tres semanas, varios miles de colombianos enviaron cartas a los candidatos pidiéndoles que se unan; Antanas Mockus los visitó y se les arrodilló, y el senador por ‘la U’ Roy Barreras, exnegociador de paz y también impulsor de esa posible alianza, le puso nombre a ese imposible: “Sergio de la Calle”.

Antes de dos semanas, Fajardo se tomará un café con De la Calle para hablar sobre la posibilidad de ir unidos a la primera vuelta, este 27 de mayo.


Según Claudia López, la compañera de fórmula vicepresidencial de Fajardo, “el café no es solo para charlar, sino para buscar un acuerdo concreto” en torno de esa unidad. López subrayó en varias ocasiones el término ‘concreto’ y se mostró optimista frente a la posibilidad de un pacto.

Con mente abierta

En entrevista con este diario, hace una semana, De la Calle le insistió a Fajardo que aceptara reunirse con él para hablar de la unidad, y prometió que iría “con mente abierta”.

Ese mismo día, en otra entrevista, EL TIEMPO le preguntó a Fajardo si estaba dispuesto a ir al encuentro con De la Calle, y Fajardo respondió: “Es extraordinario cumplir la palabra. Las 700.000 veces que me han preguntado por la alianza he dicho: nosotros ya tenemos una potente con Alianza Verde, el Polo Democrático y Compromiso Ciudadano”.

Al aceptar la invitación del candidato liberal, el jueves, Fajardo utilizó las mismas palabras de De la Calle. Dijo que irá “con mente abierta”.

Esto quiere decir que ninguno de los dos va seguro de quién apoyará a quién. Pero expresiones públicas de De la Calle parecen dar pistas. En una columna en este diario, el 7 de enero, De la Calle le dijo a Fajardo que estaba “dispuesto a buscar con generosidad reglas para escoger quién asuma la candidatura”. No se le nota a De la Calle, en esta expresión, apego por ser el candidato.

En entrevista con EL TIEMPO, el exjefe negociador de paz también dijo: “No seré vicepresidente de nadie”. O sea que cualquier negociación con Fajardo tampoco debería tener ese cargo como contraprestación.

Lo que no es seguro es que De la Calle tenga el apoyo del aparato liberal que conforman las bancadas de congresistas a la hora de respaldar una entrega del partido a Fajardo. Y otro factor: en la mayoría de encuestas, Fajardo supera a De la Calle por muchos puntos. Ese hecho podría jugar en favor del exgobernador de Antioquia.

Las razones por las que De la Calle estaría dispuesto a ceder ante Fajardo es porque piensa que los dos pueden generar una fuerza poderosa en el centro del espectro político, que saque al país de la polarización e impida que la “extrema derecha” llegue al poder y ponga en peligro el acuerdo de paz.

Petro también quiere

Lo que no parece tener futuro es la pretensión del candidato Gustavo Petro de entrar en ese proceso con Fajardo y De la Calle. Ni siquiera para el café.

También desde hace varios meses, el aspirante de la centroizquierda les ha pedido considerar la posibilidad de participar en una amplia coalición con él, pero ha recibido el rechazo de ambos.

“A pesar de todas las diferencias invito de nuevo a @sergio_fajardo, a @JERobledo y a @ClaudiaLopez a, por encima de razonamientos de corto plazo, aceptar la conformación de la gran coalición progresista que pueda sentar las bases de la paz de Colombia”, trinó Petro en su momento.

Fajardo ha dicho que el exalcalde es parte de “la polarización del miedo y la venganza”.

Antes de las consultas interpartidistas, De la Calle también rechazó las propuestas de alianza de Petro con el argumento de que eso contribuiría a “destruir las perspectivas de una gran coalición”.

Esta semana Petro insistió en la alianza con Fajardo y De la Calle y le encomendó al excandidato presidencial Carlos Caicedo, a quien derrotó en la consulta de la centroizquierda, el 11 de marzo, ser el “arquitecto” de esta.Caicedo, a quien Petro le había dejado de hablar tras la consulta interpartidista, aceptó el reto, pero lo cierto es que una convergencia que incluya al exalcalde de Bogotá parece una misión imposible.

POLÍTICA
redaccionpolitica@eltiempo.com.co
En Twitter: @PoliticaET

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA