Sectores

‘Queremos acercar el mercado de capitales a la gente’

La BVC le apuesta a reinventarse y esto también incluye tecnología y más apoyo a las pymes.

‘Queremos acercar el mercado de capitales a la gente’

La Bolsa de Valores de Colombia busca atraer pequeños inversionistas al mercado bursátil.

Foto:

Abel Cárdenas / EL TIEMPO

31 de diciembre 2017 , 06:36 a.m.

La Bolsa de Valores de Colombia (BVC) se reinventa luego de más de década y media de su creación. Lo hace para ponerse a tono con el desarrollo del país, para saldar la deuda que tiene con las pymes, pero también con los pequeños inversionistas, que por años han sido uno de los mayores marginados del mercado bursátil.

Es para lo que se ha venido preparando a través de su transformación tecnológica y digital, la modernización de sus operaciones y el fortalecimiento de su estructura, de la cual hace parte la reciente adquisición del Depósito Centralizado de Valores (Deceval), dice Juan Pablo Córdoba, su presidente.

Lo que sigue ahora es la ejecución de una estrategia que incluye mecanismos ágiles de financiación para las pymes, un portafolio diversificado, económico y eficiente de productos de inversión para las personas naturales y el desarrollo de aplicaciones que les permitan a estas operar en tiempo real desde sus dispositivos móviles (celular, tableta o computador), entre otras iniciativas.

¿Por qué cree que tienen una gran deuda con el país?

En la década pasada tuvimos el momento de la deuda pública, pieza angular del desarrollo y profundidad del mercado de capitales. Pero tenemos que evolucionar hacia una nueva etapa en la que el mercado sirva también al sector productivo. Llegó el momento de enfocarnos más en eso, en cómo ayudarles de manera más efectiva a las empresas del sector real a mejorar sus fuentes de financiación.

Lo otro es facilitar el acceso de las personas naturales al mercado de capitales. Tuvimos un buen avance en todas las emisiones del periodo 2008-2013, pero eso se frenó y tenemos que hacer un nuevo esfuerzo para llegarles sin tantas restricciones, complicaciones y con menores costos a la gente.

¿Qué les impidió crecer a la par con la economía?

Son muchas cosas, pero creo que lo importante es que hay un interés de los diferentes gobiernos de apoyar el desarrollo de este mercado; existe un consenso en que para el nivel de desarrollo del país y para los retos que se tienen, se debe contar con un mercado más grande y líquido, profundo y con mayor oferta de productos.

Usted habla de atacar varios frentes...

Sí. La BVC y Deceval vienen trabajando de tiempo atrás en la factura electrónica como mecanismo para apoyar a las pymes. Acabamos de hacer una alianza con Confecámaras para participar en la licitación del registro de este documento que se hará a comienzos del 2018. Esto abre una gran oportunidad de financiación para las pymes, que podrán descontar sus facturas a través del mercado de capitales de manera más transparente y organizada.

¿Cómo se operará?

Sencillo. Si yo soy una pyme que vende a un gran comprador, la factura que respalda ese dinero que recibiré y que ahora será electrónica la ofrezco en las plataformas de la bolsa para que quien tenga dinero y necesidades de inversión la ‘compre’. Así, la empresa tiene liquidez inmediata para seguir produciendo. Lo que haremos es aumentar el número de potenciales financiadores usando la factura electrónica como respaldo de esa inversión. Esto ordenará el mercado en beneficio de todos, porque habrá transparencia, seguridad y confiabilidad con nuestro respaldo institucional.

¿Será suficiente para impulsar las pymes?

No, por eso estamos construyendo, junto con la Superfinanciera, un marco normativo que les permita a las pymes que están en el proceso de descontar facturas hacer emisiones pequeñas de bonos a un costo relativamente bajo, para lo cual se utilizará una plataforma que permitirá realizar todo el proceso de forma digital. Hablamos de emisiones de 300 o 500 millones de pesos que con los costos de hoy no resulta rentable hacer. Esos papeles se ofrecerán a inversionistas institucionales y a las personas que quieran participar.

¿Cómo piensan sortear el tema de las calificaciones?

La idea es que estos bonos no serían calificados, porque esto tiene un costo de 30 o 40 millones de pesos. Queremos utilizar otro tipo de criterios que le den al inversionista una indicación sobre el riesgo que asumen.

¿Será suficiente para las restricciones de las AFP?

Creemos que los fondos privados (AFP) podrían aportar recursos a un fondo especializado en estas inversiones y que este sea el que invierta o se ponga dinero en esta plataforma para invertir de manera diversificada. Dentro del marco normativo de plataformas digitales (crowdfunding) que se está sacando habrá un capítulo especial para el mercado de capitales donde la BVC tendría esta plataforma.

¿Cuándo será realidad esto?

Lo de factura electrónica, una vez se adjudique su registro por licitación, y quien salga favorecido tendrá un año para implementar el mecanismo. Estamos hablando del segundo trimestre del 2019 para iniciar en firme, porque parte del 2018 se emplearía en la implementación y adecuación. Lo de los bonos, una vez salga la normatividad, que esperamos que sea en el primer semestre del 2018; estaríamos en capacidad de hacer la primera (emisión) en el segundo semestre de ese mismo año.

¿Qué tanto capital se podría conseguir?

La inversión nuestra para crear el vehículo es de unos 6.000 millones de pesos, pero lo que queremos es que a través de la plataforma haya mucho dinero disponible para las empresas. Que en un horizonte de dos o tres años podamos tener unos 100.000 millones de pesos para invertir en las pymes, es decir que ahora las personas, en vez de hacer un CDT o comprar un apartamento o local para alquilar, inviertan en estas a través de fondos de inversión, lo que sin duda será más rentable y fácil de administrar.

¿En esa estrategia entran también los fondos inmobiliarios?

Sí, el tema normativo ya está listo. La idea es que la gestión de los inmuebles en Colombia también se profesionalice. A los colombianos nos gusta invertir en finca raíz, pero nunca tenemos en cuenta lo que cuesta administrar esos activos y los riesgos que ello implica. Entonces vamos a traer esa finca raíz al mercado de capitales con un beneficio adicional, y es que, en la medida en que esos fondos inmobiliarios coticen en bolsa, les permitirán a las personas tener precios de referencia y liquidez inmediata en caso de que tengan que vender sin tener que esperar meses, que es lo que se tarda en salir de un inmueble. Es una alternativa más eficiente en costos por diversificación y por liquidez. Es un producto que esperamos tener listo en el primer trimestre del 2018.

BVC impulsará diseño de ‘app’

En los planes de la BVC también está apoyar el desarrollo de una aplicación (app) que les permita a las personas invertir en acciones, bonos, fondos a través de sus equipos móviles.

Es otra de las deudas que tiene la BVC con las personas, por lo que estimulará a los agentes del mercado para desarrollar una, o si no, la bolsa misma la implementará.

La Superfinanciera ya trabaja en la creación de la categoría de microinversionistas, que manejaría operaciones de menos de $ 20 millones, en tanto Ecopetrol es una de las firmas más interesadas en ello, dice Juan Pablo Córdoba, presidente de la BVC.

CARLOS ARTURO GARCÍA M.
Twitter: @CarlosGarciaM66
artgar@eltiempo.com

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA