Empresas

Primer juicio a Volkswagen por caso ‘dieselgate’

Inversores y accionistas reclaman un total de 9.500 millones de euros por no haber sido informados.

Volkswagen llega a un acuerdo con EEUU sobre el fraude de los motores diésel

Por medio de un comunicado, Volkswagen lamentó el comportamiento que ha provocado la crisis del diésel.

Foto:

REUTERS

Por: REDACCIÓN: ENRIQUE MÜLLER- EDICIONES EL PAÍS
11 de septiembre 2018 , 09:42 p.m.

Tres años después de que estallara en Estados Unidos el escándalo del dieselgate de Volkswagen, el mayor fabricante de automóviles del mundo se enfrentó este lunes a su primer gran juicio por el caso del software que alteraba las emisiones de motores diésel.

La Audiencia Territorial de Braunschweig deberá determinar a lo largo del proceso si el gigante de Wolfsburg debió haber informado a la bolsa y los mercados del engaño, para dar la oportunidad a sus accionistas de que evitaran las pérdidas por la baja que sufrió la acción. Los afectados reclaman unos 9.500 millones de euros por concepto de indemnizaciones.

El escándalo de la manipulación de emisiones estalló el 18 de septiembre de 2015, y tan solo dos días después, las acciones de Volkswagen perdieron un 40 por ciento de su valor. De acuerdo con la ley alemana, las noticias que pueden influir en el valor de una empresa que cotiza en la bolsa deben publicarse de inmediato, una obligación que Volkswagen no respetó, según el abogado Andreas Tilp, que representa a los inversores y al grupo de inversión Deka.

La disputa legal, además de responder de forma positiva o negativa a la demanda presentada por los inversores, debe también esclarecer un interrogante crucial sobre el escándalo de manipulaciones de los gases de escape y que puede convertirse en el tema central del proceso: ¿quién sabía qué y cuándo del fraude en el grupo Volkswagen?

El fondo de inversión Deka, que actúa como demandante principal en el juicio, asegura que la dirección del grupo estaba al corriente de la existencia del software, que fue introducido en 2008 para conquistar el mercado estadounidense, y que Volkswagen informó al mercado de capitales demasiado tarde.

Cuando Volkswagen se enfrentó a la demanda, presentada a fines de febrero, señaló en un comunicado que, desde el punto de vista del grupo, no había indicios concretos de que el escándalo fuera relevante para la cotización de las acciones hasta que las autoridades medioambientales estadounidenses lo hicieron público el 18 de septiembre de 2015.

Aunque Volkswagen ha repetido constantemente que solo un puñado de ingenieros organizaron el engaño sin el conocimiento de sus superiores, es posible que el rol que jugó Martin Winterkorn, que permaneció al frente del grupo desde 2007 hasta 2015, cuando presentó su renuncia al cargo, sea investigado a lo largo del proceso.

Declaraciones de varios ejecutivos de Volkswagen que fueron interrogados por la Fiscalía de Braunschweig dejaron al desnudo que el exconsejero delegado del grupo conocía la existencia del fraude mucho antes de que fuera hecho público en Estados Unidos.

REDACCIÓN: ENRIQUE MÜLLER - EDICIONES EL PAÍS,
En Twitter: @el_pais

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA