Fútbol Colombiano

'El cáncer que tenía ya no lo tengo más': Miguel Ángel Russo

El entrenador de Millonarios habló, tras ser internado por urgencia el martes pasado.

Miguel Ángel Russo

El argentino Miguel Ángel Russo, DT de Millonarios, confía en que su equipo pueda sumar los tres puntos en El Campín.

Foto:

Héctor Fabio Zamora / ETCE

02 de febrero 2018 , 04:28 p.m.

El entrenador argentino, campeón con Millonarios el semestre pasado, Miguel Ángel Russo, fue internado el martes por urgencia en Bogotá, previo al partido de ida de la Superliga. En entrevista con Caracol Radio, el Director técnico del equipo bogotano habló sobre su actualidad, sobre las muestras de afecto que ha recibido por parte de la gente, sobre el momento de su operación en la vejiga en septiembre, esto fue lo que dijo: 

"Estoy muy bien vamos mejorando en el sentido de controlar la bacteria pero esto es así, prueba y contra prueba, estamos en el buen camino buscando lo mejor y sabiendo que estoy en manos de profesionales", comentó en una primera reacción el entrenador.

La operación ya quedo en el pasado son cosas que me tocó, vamos saliendo por los estudios médicos

Además agregó, "No tengo ningún tipo de problema, estamos buscando la manera de erradicar esto. Me siento muy bien, realmente se sorprenden del estado, son cosas que aparecen que ni siquiera uno las genera y hay que contrarrestarlas de esta manera. La operación ya quedo en el pasado son cosas que me tocó, vamos saliendo por los estudios médicos, por todos por los exámenes, vamos entrando en una normalidad a la que yo también quiero, esperemos prontito salir".

¿Usted fue por voluntad o lo tuvieron que llevar?
Entre mi mujer, el doctor Castro y el doctor Prada me hicieron entender que había un riesgo y no teníamos por qué correrlo, principalmente habíamos pasado lo difícil que fue la operación, el tumor que tenía no existe más, lo único que tenemos son controles comparado con todo, apareció esto vamos a fortalecernos y enfrentarlo de la mejor manera, no sabía lo que era un termómetro y la fiebre.

¿Estaría en Medellín?
Yo ya no digo nada, espero lo que me digan los médicos, entonces entendimos que esto era lo mejor, no puedo decir salgo un día y luego volver a entrar, son situaciones importantes y uno no pueda andar un día bien y otro día no, ojalá pueda estar en Medellín, estoy muy contento con la gente con Bogotá, es mi casa, mes siento muy cómodo me llenan de afecto y cariño, las muestras son muy altas

Cómo fue llevar en privado lo de la enfermedad, la atención puesta sobre usted, sobre Millonarios ¿cómo fue procesar esto?
La familia lo sabía, el cuerpo técnico lo sabía, me protegieron, sobretodo muchísimo respeto, el silencio genera tanto respeto porque uno no tiene ganas de hablar y yo lo valoro mucho el silencio. Seguramente alguno sabia y ni siquiera me preguntó, es un capitulo largo pero lo dejo para otra etapa de mi vida. Lo puedo contar como una anécdota, no lo quiero tener como algo épico porque tampoco es para tanto, la comunicación entre los médicos de argentina y todo eso me hizo sentir muy cómodo y muy bien.

Podemos considerar que es un ejemplo de grandeza...
Primero lo hay que ocuparse es en no preocuparse, nadie esta excepto de todo esto, hoy tenemos muchos temores, pero no hay que tener temor. Hay que investigar, aprender, yo averigüé y quería saber cómo es el día después. En definitiva gente que con su sabiduría te va dando muchas posibilidades, yo creo que la búsqueda que tiene que ver con la vida misma, tiene que ver con todo esto. Es algo que puede pasar, pero tiene solución. El hombre no se muere de estas cosas.

Todo esto que ha pasado ¿qué enseñanza le deja?
Más que enseñanza aprendes a aterrizar las cosas, vivir de la mejor manera aunque yo siempre viví a mi manera, Dios fue muy generosos conmigo hasta en la adversidad y si no, no me hubiera dado un título.

¿Vio el partido?
Muchos amigos me han dejado mensajes desde Europa, América y entonces hay cosas que no me sorprenden porque conozco a un montón a esta gente, que permanentemente me están apoyando. Estoy contento con mi “Millos”, ahora vamos a jugar muy seguido, hay que estar preparados, esperando lo mejor, sabiendo que nos toca fijar los objetivos, la idea es seguir en la Copa después del mundial también.

¿Cuantos kilos perdió?
No he perdido mucho, he perdido alrededor de 3 o 4 kilos más o menos, estoy dos o tres kilos debajo de mi peso.

La gloria...

La gloria es efímera, uno tiene fundamentos de vida y uno siempre tiene que caminar por la mitad de la calle, el centro te lleva a todos lados, me ha tocado tocar el cielo con las manos, soy Campeón de América, nada determina que uno sea mejor que el otro, uno va aprendiendo de los maestros de la vida. Me gusta amanecer hablando, es una de las mejores formas de estar y discutir, hasta de libros, poesía, letras y futbol. Ahora estoy un poquito más controlado, normalmente en Buenos Aires trato de vivir por la mitad de la vida.

Un mensaje...
El cáncer que tenía, ya no lo tengo más. Si yo me ocupo no me preocupo, y el que me puede ayudar lo charlo, no reniego a nada, hay gente que reniega mucho, esto fue momentáneo nos vamos a ver y me van a tener que aguantar y que criticar como me gusta con altura, lo mejor para todos.







DEPORTES

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA