La Villa en Barranquilla despide a deportistas y recibe a nuevos inquilinos - Ciclo Olímpico - Deportes - ELTIEMPO.COM
Ciclo Olímpico

La Villa despide a deportistas y recibe a nuevos inquilinos

En los Centroamericanos se usaron 1.100 viviendas que, en un mes, se entregarán a sus propietarios.

La Villa despide a deportistas y recibe a nuevos inquilinos

Son 53 torres, de 5 pisos cada una, las que albergaron a los 5.445 atletas que participaron en los Juegos Centroamericanos y del Caribe.

Foto:

Vanexa Romero / EL TIEMPO

Por: Leonardo Herrera Delgams -
30 de noviembre 2018 , 02:27 p.m.

Un mes, a partir de esta semana, tiene el Distrito de Barranquilla para entregar los 1.100 apartamentos que utilizó durante 16 días para alojar a los 5.445 atletas que estuvieron en la ciudad participando en los XXIII Juegos Deportivos Centroamericanos y del Caribe, que culminaron el viernes.

Es decir que desde este mismo fin de semana se inició el desmonte de la pequeña miniciudad de 60.000 metros cuadrados que se montó sobre la margen de la avenida Circunvalar, entre carreras 38 y 46, en el suroccidente de la ciudad, para alojar a las 37 delegaciones de los países y territorios que participaron en las justas, y más de 2.000 personas que sirvieron de apoyo logístico.

“Es una ciudad dentro de los Juegos”, dijo la boxeadora colombiana Jessica Caicedo, al referirse a la imponente villa, que se convirtió en el corazón de las justas y se acondicionó dentro del macroproyecto de desarrollo urbanístico Alameda del Río, el más ambicioso que construye Barranquilla.

Alameda del Río promete una inversión aproximada de 250 mil millones de pesos en obras y generará cerca de 5 mil empleos directos y 15 mil indirectos.

La mudanza no será fácil y tardará un mes, puesto que toca desmontar un policlínico, el cual se usó para atención de tipo ambulatorio, con salas de reanimación, consultorios médicos y odontológicos, entre otros servicios de salud.

Los otros escenarios que se deben desmontar de la villa son un comedor, un lugar de oración y un gimnasio con un área de 1.200 metros cuadrados. Además de la zona comercial, en la cual había locales de supermercados, peluquería y lavandería.

Como si fuera poco se tiene que iniciar la mudanza de los equipamientos que se utilizaron en los edificios donde funcionó la parte administrativa de control de acceso, acreditación y atención para los huéspedes. También, la zona de servicios para almacenamiento de insumos y el auditorio para las reuniones de la Organización Deportiva Centroamericana y del Caribe.

Los apartamentos

En la villa fueron utilizadas 53 torres, de 5 pisos cada una, de las urbanizaciones Gorrión y Torcaza, que se desarrollaron como proyectos de viviendas de interés prioritario (VIP), estrato dos, con apartamentos de 42 metros cuadrados.

Estos 1.100 apartamentos, que en su totalidad estaban vendidos, fueron prestados por los propietarios, quienes accedieron a que sus nuevos hogares recibieran a los deportistas a cambio de ciertas mejoras en las viviendas.

Las obras que se les realizaron a las viviendas fueron la instalación de los pisos en cerámica; además, las paredes fueron estucadas y pintadas, y los techos quedaron con cubiertas plásticas.

La organización también adecuó los apartamentos usados por los deportistas con camas, aire acondicionado y divisiones en los baños y las habitaciones.

Desde este mismo fin de semana se inició el desmonte de la pequeña miniciudad de 60.000 metros cuadrados que se montó sobre la margen de la avenida Circunvalar

“Los dueños de estos apartamentos coronaron; aquí no falta ni un clavo”, contó Armando Campo, uno de los hombres de logística que albergó a los deportistas en la Villa.

Se estima que, en solo los acabados y la adecuación de estas viviendas de interés prioritario, el costo de inversión por parte de la organización fue de unos 8 millones de pesos por apartamento.

“Estos apartamentos se entregan en obra gris, pero en compensación por haberlos prestado, los dueños los recibirán con estos acabados”, dijo David Gómez, director regional de la Constructora Bolívar, inmobiliaria al frente del proyecto de Alameda del Río.

Para Gómez, los dueños de los apartamentos salieron beneficiados, pues luego de la entrega de las viviendas disfrutarán de las mejoras. “Estos apartamentos cuestan 48 millones de pesos, el Gobierno les da un subsidio de 23 millones y, ahora, la organización de los Juegos les deja acabados por 8 millones de pesos. Fue un buen negocio el que hicieron”, agregó el funcionario.

El futuro de las inversiones

“Los aires acondicionados, camas y todos los equipos que se utilizaron en el montaje de la villa tendrán como destino las instituciones del Distrito, es decir colegios y hospitales”, dijo Daniel Noguera, director de los Juegos Centroamericanos de Barranquilla. De esta manera, las máquinas de los gimnasios, los equipos médicos, los enseres de los comedores, los escritorios y los equipos de oficina pasarán a dependencias de la Alcaldía de Barranquilla, ligas deportivas, colegios y hospitales de la ciudad.

“Estos fueron adquiridos con recursos del Estado, esto no se puede feriar”, precisó Noguera sobre los elementos.

Leonardo Herrera Delgams -
Corresponsal de EL TIEMPO BARRANQUILLA
Twitter: @leoher70

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA