Qué pasó en el incendio del Museo Nacional de Brasil - Arte y Teatro - Cultura - ELTIEMPO.COM
Arte y Teatro

En cenizas, siglos de historia de la humanidad

La institución, que cumplió 200 años, tenía una colección de 20 millones de piezas. 

Las piezas invaluables que albergaba el Museo Nacional de Rio de Janeiro | EL TIEMPOEste domingo, un voraz incendio devoró la edificación, que tenía 200 años de antigüedad.
Incendio Museo Río de Janeiro

Ricardo Moraes / Reuters

Por: Cultura y Entretenimiento
04 de septiembre 2018 , 12:55 a.m.

En pocas horas, las llamas dejaron en cenizas el acumulado de años de historia de la humanidad. Se trata de uno de los hechos más tristes vividos por un país. Las llamas devoraron siglos de historia del Palacio de San Cristóbal, que alberga el Museo Nacional, un lugar con una colección de más de 20 millones de piezas.

Hasta la mañana de este lunes, el mayor museo de historia natural de América Latina fue castigado por las llamas que se propagaron desde la noche del domingo. En las afueras se repetía una imagen amplificada en los medios de comunicación: funcionarios llorando desconsolados e incluso intentando entrar en las ruinas para rescatar alguna pieza de la histórica colección.

Esta antigua residencia de la familia real portuguesa y luego de la familia imperial brasileña tiene una extensión de 11.400 metros cuadrados, de los cuales 3.500 se destinan a salas de exposiciones. El museo fue creado en 1818 por el rey Juan VI e instalado desde 1892 en el antiguo palacio imperial de San Cristóbal, que está situado en el parque de Boa Vista, en el norte de Río, que alberga un excepcional jardín botánico de 40 hectáreas.

Su biblioteca contaba con 537.000 obras, de las cuales 1.560 son únicas, como una Historia natural de 1481. La institución tiene una particular reputación por la riqueza de su departamento de paleontología, con más de 26.000 fósiles, entre ellos un esqueleto de dinosaurio descubierto en Minas Gerais (centro) y numerosos especímenes de otras especies extinguidas (perezosos gigantes y tigres dientes de sable).

Se han perdido 200 años de trabajo. El valor que tiene para nuestra historia no se puede medir (...). Es un día muy triste para todos los brasileños

El museo albergaba una colección de momias egipcias y el cráneo de Luzia, “la mujer más antigua de América”, entre otras importantes piezas históricas. Aunque al cierre de esta edición no se había confirmado el listado de piezas afectadas o destruidas, el diario 'O Globo' aseguró que el meteorito Bendegó, el mayor encontrado en Brasil, sobrevivió a las llamas por su resistencia a las altas temperaturas.

El rector de la Universidad Federal de Río de Janeiro, Roberto Leher, y el director del Museo Nacional, Alex Kellner, responsabilizaron en rueda de prensa al gobierno de Temer por la falta de recursos para la institución. “Todos sabíamos que el edificio estaba en condiciones vulnerables. Eran necesarias intervenciones sistémicas (...). Brasil necesita evaluar para dónde estamos caminando. No existe ninguna línea de financiación de los ministerios de Educación y Cultura para edificios históricos protegidos por el patrimonio”, dijo Leher.

Con el correr de los años, el Museo ha tenido importantes dificultades de presupuesto, y tuvo que ser temporalmente cerrado en 2015 “por falta de recursos para su mantenimiento”, según admitió el domingo el ministro brasileño de Cultura, Sérgio Sa Leitão.

Según denunciaron funcionarios del museo, la dirección llegó a crear una microfinanciación colectiva para recaudar dinero del público y abrir una de las salas más importantes, que albergaba la instalación del dinosaurio Dino Prata.

Al mediodía de ayer, la Defensa Civil confirmó que no solo la fachada quedó calcinada, sino que el interior resultó prácticamente destruido. Pero la tragedia va más allá de los daños materiales, pues el incendio borró parte de la memoria del pasado latinoamericano. “La dimensión de la catástrofe es amplia: alcanza la memoria nacional, debido a la pérdida de importante acervo histórico; afecta el área científica, por interrumpir y pulverizar investigaciones, y representa un perjuicio cultural imposible de cuantificar”, aseguró O Globo en su editorial.

Para el historiador colombiano Fabio Zambrano, el hecho es lamentable para todo el continente, pues los museos son recipientes de memoria. “En Brasil hubo una reducción muy grande en los presupuestos de esta institución, y es probable que ello haya afectado el mantenimiento. Hay una coincidencia de una profunda crisis nacional, política, económica y de identidad, y a esto se le suma la desaparición de un lugar tan importante. Es un gran golpe; es como si en Colombia desapareciera el Museo del Oro o el Museo Nacional, pero es difícil de imaginar porque es irreparable y no se puede sustituir”, manifiesta Zambrano, quien agrega que pese a que los museos cuenten con pólizas de seguro que respondan por los daños, las obras son irremplazables por su valor histórico.

Hace 40 años, el 8 de julio de 1978, un incendio devoró el Museo de Arte Moderno de Río de Janeiro, consumiendo con sus llamas pinturas de artistas como Pablo Picasso y Salvador Dalí, que estaban expuestas en una muestra temporal. Cuatro décadas después, también en Río de Janeiro, la desazón es absoluta.

¿Y en Colombia qué?

En Colombia existe una ley de defensa y conservación del patrimonio (Ley 1185 de 2008) y, actualmente, se adelantan procesos de sensibilización en el público y en las instituciones para poder abordar procesos de gestión de riesgos. Desde el Programa de Fortalecimiento de Museos, del Museo Nacional y el Ministerio de Cultura, existe el micrositio Gestión del Riesgo y Conservación Preventiva en Museos, que apoya a las entidades públicas en la conservación preventiva y la gestión de riesgos frente a terremotos, inundaciones, incendios, actos vandálicos y afectaciones biológicas, entre otros.

En cuanto a los museos privados o mixtos, cada institución debe tener un Sistema Integrado de Conservación, en el que se establezcan las políticas con respecto a su propia conservación.

CULTURA Y ENTRETENIMIENTO
CON EFE, AFP y REUTERS

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA