La vida detrás de la guerra, Columna de Nelly Peñaranda - Arte y Teatro - Cultura - ELTIEMPO.COM
Arte y Teatro

La vida detrás de la guerra / Columna sin título

La muestra fotográfica ‘Cuando la tinta seca’ se puede ver en la Fundación Gilberto Alzate Avendaño.

Nelly Peñaranda, crítica de arte

Nelly Peñaranda, crítica de arte

Foto:

Néstor Gómez / EL TIEMPO

04 de marzo 2018 , 10:00 p.m.

Durante el primer semestre del 2016, cuando en los diálogos de paz en La Habana se abordaban temáticas relacionadas con el cese del fuego y la llegada del acuerdo, el fotoperiodista británico Malcolm Linton decidió viajar a Cuba e invertir el tiempo necesario en lograr un acercamiento a los miembros de las Farc y obtener el permiso para visitar alguno de sus campamentos.

Según cuenta Linton, fueron semanas enteras y jornadas continuas en las que esperó en la cafetería cercana para obtener el acceso. Finalmente recibió la fecha en que debía estar en un municipio del departamento del Caquetá, que pronto se convirtió en lugar de viajes constantes.

Aunque parece normal que un reportero gráfico cubra una guerra, su interés se centraba en lo que vendría para los actores invisibles del conflicto: los internos que nacieron y crecieron en los campamentos y que, muchas veces, nunca tuvieron opción de dar una pelea distinta.

‘Cuando la tinta seca’ es el nombre de la serie de fotografías de Linton que hasta el 15 de marzo se puede ver en la Fundación Gilberto Alzate Avendaño de Bogotá, y que fue presentada en la Biblioteca Pública El Tunal en el marco de la Semana por la Memoria, en noviembre pasado.

Con el apoyo del programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (Pnud), el Centro Nacional de Memoria Histórica (CNMH) y la Fundación Arteria, el registro de 68 escenas dista de referencias alusivas a la destrucción, la miseria, las epidemias o a las múltiples consecuencias de décadas de guerra. Linton sobrepasa el espacio de la denuncia, trasciende la imagen del guerrero o de los hombres y mujeres armados. Entrega historias cotidianas, surgidas en momentos definitivos en el futuro de los excombatientes curtidos de guerra que transitan por la paz, buscando perder el miedo a morir o a tener que matar.

La muestra es una oportunidad para promover la solidaridad, la valoración y el respeto, desmantelar imaginarios despectivos y trabajar por la tolerancia y la inclusión ante un panorama sumamente polarizado en el que la paz es todavía –y seguirá siendo por años– un escenario en construcción.

NELLY PEÑARANDA *
Crítica de arte
* Directora de la Fundación Arteria
En Twitter: @arteria_

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA