Otras Ciudades

Así Pazó, el noticiero que cuenta la vida de los barrios de Cartagena

Voluntarios capacitados en periodismo cuentan historias positivas de la ciudad a través de Facebook.

Video - Así PazóVoluntarios capacitados en periodismo cuentan historias positivas de la ciudad a través de Facebook.
Así Pazó, el noticiero que cuenta la vida de los barrios

Jhon Montaño / EL TIEMPO

Por: John Montaño*
25 de octubre 2018 , 11:24 a.m.

Pocos del barrio El Pozón se atrevían a pasar el puente sobre el caño Limón, que lleva a la Isla de León.

Este es una frontera invisible entre el barrio y una de las llamadas zonas rojas de Cartagena, donde se divisa un centenar de casas improvisadas de madera y cartón.Pero para los reporteros de Así Pazó Pozón no hay fronteras, ni esquinas ni rincones inexpugnables para ir en busca de historias positivas.

Y por eso, hace una semana llegaron hasta este lugar, en donde no hay alcantarillado ni servicios públicos, para hablar con sus habitantes.

“Mi epicentro de trabajo fue siempre la casa de la cultura, en la zona céntrica del barrio, de ahí no salía. Nunca imaginé meterme a sectores como el 20 de Enero, La Unión, La Estrella y El Terraplén, zonas llamadas peligrosas, pero con este proyecto entendimos que si estamos de lado de las comunidades, si vamos con respeto y en busca de aportar desde la comunicación, la gente nos apoya y nos acompaña”, relata Juan David López Vargas, un joven de 18 años, reportero de Así Pazó Pozón.

Este es un medio de comunicación innovador que tiene como plataforma la red social Facebook y se especializa en publicar noticias positivas de comunidades que han sido estigmatizadas por la violencia y la inseguridad. Su apuesta es la paz, por eso ‘Pasó’ lo escriben con zeta.

“Las familias de este sector han sido desalojadas en tres oportunidades, pero la gente regresa porque no tiene adónde más ir. Ahora se está impulsando la legalización del sector”, dice Miriam Correa Herrera, de 55 años, una de las persistentes reporteras de Así Pazó, quien se internó en este barrio para cubrir una actividad de la asociación de vecinos Construyendo Hogares, que llevó una jornada recreo-deportiva, alimentos y ropa a las comunidades que habitan la zona.

Así Pazó, el noticiero que cuenta la vida de los barrios

Así Pazó es un proyecto que comenzó en Bolívar hace año y medio.

Foto:

Jhon Montaño / EL TIEMPO

“Lo que ellos hacen es muy bueno porque visibilizan estás acciones humanitarias que a ningún medio de comunicación le interesan, además, por Facebook es una forma de hacer alianzas con otros líderes que están realizando cosas buenas”, aseguró Yésica Mallarino, líder de El Pozón, mientras atizaba un fogón con una olla llena de sopa para toda la comunidad de Isla de León.

Y esa es la idea principal de Así Pazó, un proyecto que comenzó en Bolívar hace año y medio, impulsado por la Agencia para la Reincorporación y la Normalización (ARN), que trabaja con personas que se han desmovilizado de los grupos armados ilegales.

“Es una red comunitaria que usa un medio virtual para proyectar lo positivo de sus barrios. Allí identificamos líderes y actividades propositivas que ejecutan los propios habitantes. El proyecto fue pensado para ser aplicado en comunidades receptoras de población desplazada por el conflicto y personas reinsertadas de los grupos armados”, dijo Leslie Espinosa Montero, enlace para Bolívar de la ARN.

Las familias de este sector han sido desalojadas en tres oportunidades, pero la gente regresa porque no tiene adónde más ir

Sin prejuicios

Así Pazó tiene sedes en los barrios cartageneros Nelson Mandela, El Pozón, San José de los Campanos y Olaya Herrera. Y también se encuentra en los municipios bolivarenses de Arjona, San Jacinto, Magangué y El Carmen de Bolívar, corazón de los Montes de María y una de las zonas más golpeadas por el conflicto armado.

Las personas que ejecutan el proyecto no reciben salario, son jóvenes y líderes voluntarios de las mismas comunidades.

Para estos reporteros, que han sido capacitados en periodismo digital y mercadeo web, solo basta un celular para realizar un cubrimiento. Luego vienen largas caminatas y el contacto con la gente para llevar historias en tono positivo a sus audiencias, que ya se cuentan por miles en sus redes sociales.

–Buenas, veci, cómo va hoy la vaina –saluda doña Miriam a una mujer que descansa frente a un solar repleto de plantas en una calle polvorienta de la invasión Isla de León.

– Ajá, ¡acá esperando el agasajo que traen los pelaos de El Pozón, siquiera se acordaron de este lado del charco! –responde la mujer y suelta una estridente carcajada.

Así Pazó, el noticiero que cuenta la vida de los barrios

Así Pazó tiene sedes en los barrios cartageneros Nelson Mandela, El Pozón, San José de los Campanos y Olaya Herrera.

Foto:

Jhon Montaño / EL TIEMPO

La filosofía del grupo de reporteros de El Pozón es escuchar a la gente, no juzgar a nadie y darles voz a todos.

“Antes solo contábamos con un celular, y como no teníamos micrófono, nos tocaba meter mono, usábamos el mismo manos libres bajo el logo del proyecto para hacer las entrevistas”, agrega Juan David.

Hoy, la red tiene 4.220 seguidores en los 10 Así Pazó y más de dos millones de reproducciones en las emisiones de los noticieros, que se suben a la red una vez al mes.

“Hacemos un noticiero virtual con las comunidades, que se transmite a través de Facebook Live, tenemos un comité editor, y publicamos una emisión mensual dividida en cuatro secciones”, dice Karen Yuliet Talaiwa Arteaga, de 17 años, incansable reportera del proyecto.

Uno de los objetivos es romper brechas entre las personas desmovilizadas y las comunidades receptoras

Las diferentes miradas y experiencias de vida de los reporteros son otra de las fortalezas de este medio de comunicación: Juan David es un joven que se alista para ingresar a la universidad, doña Miriam es un ama de casa que da amor a sus nietos y Karen Yuliet es una joven amante del deporte y la música champeta que está a punto de terminar el bachillerato.

A su vez, en los Así Pazó de los Montes de María y Magangué es posible encontrar trabajando en perfecta armonía a reinsertados de las Farc y exparamilitares.

“Uno de los objetivos es romper brechas entre las personas desmovilizadas y las comunidades receptoras”, recuerda Jhandy Castillo, líder del proyecto en el barrio Nelson Mandela.

Una anécdota que les enseñó la tolerancia a estos reporteros pilos fue una entrevista que le hicieron a una joven reinsertada. Su comunidad no conocía su pasado, pero ella se quiso sincerar con los periodistas y contó toda su historia.

“Pensamos que iba a haber represalias o rechazo. Por el contrario, sus vecinos la acogieron aún más”, cuenta Juan David, líder del grupo.

Así Pazó, el noticiero que cuenta la vida de los barrios

El medio se convirtió en el canal oficial de los eventos en los barrios.

Foto:

Jhon Montaño / EL TIEMPO

Un gran sueño

El noticiero tiene secciones como ‘El personaje del barrio’, que destaca el trabajo de los líderes comunitarios que brillan por su entrega; ‘La nota bacana’, que es una crónica sobre alguna iniciativa de las comunidades. Otra de las secciones es ‘Recréate a lo bien’, que en la mayoría de casos es una nota deportiva o cultural. Y tienen ‘Riega la bola’, que, al mejor estilo de las notas de farándula de los telenoticieros, va a las celebraciones de cumpleaños de la gente y otros fandangos.

El medio se convirtió en el canal oficial de los eventos en los barrios. “Al comienzo fue difícil buscar las historias para publicar, hoy las comunidades y las organizaciones sociales nos buscan y a veces no alcanzamos a cubrir todo”, apunta Miriam.

Así Pazó Olaya, del barrio Olaya Herrera, el más extenso de la ciudad, tiene 1.100 seguidores, y su equipo periodístico ha tenido primicias, como una entrevista con el alcalde encargado, Pedrito Pereira, y ‘directos’ con grupos importantes de música urbana.

El proyecto, que es apoyado por el Programa de Alianzas para la Reconciliación de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (Usaid) y Acdi/Voca, ya cuenta con una gran aceptación en los barrios, tanto así que la empresa privada ha visto en la estrategia Así Pazó un medio para difundir sus temas de responsabilidad social.

El desafío grande está en las regiones apartadas donde la conexión a internet es deficiente, pero aun así, los reporteros cumplen con la misión, y retratan todas las historias y personajes de la región.

El sueño de estos reporteros es que el proyecto se convierta en el articulador de las organizaciones sociales y de base de la ciudad. “Es bonito cuando uno entiende que gracias a su trabajo las comunidades se conectan y nacen nuevos proyectos orientados hacia los derechos humanos. Ese es el gran objetivo, que seamos la gran red que une a las organizaciones para superar la pobreza y borrar la estigmatización”, dice Karen Yuliet.

“Nuestro sueño, nuestra estrella sobre la montaña está en el año 2030, cuando Así Pazó se convertirá en una red de noticias barriales con impacto en toda Cartagena, para emitir Así Pazó Cartagena”, concluye Juan David.

JHON MONTAÑO
Corresponsal EL TIEMPO
Cartagena

*Apoyado por la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) y ACDI / VOCA

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA