Bogotá

Por qué los vecinos se oponen a construcción en los cerros orientales

Dicen que la calle 71 arriba de la circunvalar no existe ni en waze. Personera en alerta.

Así es la entrada a los predios de Cerro Verde

Para llegar a este punto, dicen los vecinos, se pasa por una calle privada que se conoce como la 71, al oriente de la Circunvalar.

Foto:

Hugo Parra

10 de octubre 2018 , 08:20 p.m.

Vecinos del proyecto multifamiliar Cerro Verde le salieron al paso a la solicitud de la licencia de construcción para dos torres de seis pisos en los cerros orientales.

Advirtieron que se oponen, entre otras razones, por considerar que la vía que utilizan hoy, la calle 71 por la Circunvalar (a un costado de la quebrada La Vieja), es privada.

Ángela Walker Posada, representante de un grupo de residentes, afirmó que en un estudio de predios que realizó en el Archivo Nacional desde el año 1945, encontró que las escrituras a lo largo de este tiempo le indican que la vía es particular.

“Estamos preocupados por los accesos –a Cerro Verde–. Por cuáles calles, por cuáles carreras, cuál es el impacto vial y también ambiental. Cómo será con buses escolares, automóviles particulares, entre otros problemas, entrando por la montaña”, advirtió.

También afirma que la 71 no existe ni en Planeación Distrital ni en los mapas viales como tampoco en la aplicación Waze.

El tema ya fue ventilado en la Curaduría Urbana n.° 1, donde avanza el proceso de solicitud de la licencia de construcción a la que también se oponen ambientalistas, la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá (EAAB) y la Veeduría de los Cerros en cabeza de la experta María Mercedes Maldonado, entre otros.

Lo que sigue ahora en el trámite es recibir todas las observaciones y objeciones al proyecto. Luego la Curaduría emite un acta de observaciones para que en 45 días hábiles (tres meses) la constructora entregue los conceptos de Planeación Distrital sobre los derechos adquiridos y de la Corporación Autónoma Regional (CAR) y de la Secretaría Distrital de Ambiente, sobre condiciones ambientales.

Entre tanto, la personera de Bogotá, Carmen Teresa Castañeda Villamizar, dijo que el pasado 18 de septiembre le radicó al magistrado del Tribunal Administrativo de Cundinamarca Alberto Espinosa Bolaño –del comité de verificación para el seguimiento del fallo del Consejo que Estado, que protegió los cerros orientales– un documento donde advierte que la resolución 228 de 2015 que modifica los límites rurales a urbanos es competencia del Concejo de Bogotá y no del Distrito.

En otras palabras, advierte Castañeda Villamizar, que con la nueva clasificación de predios rurales a urbanos, casos como el de Cerro Verde, entre otros, podrían  salir beneficiados.

En una comunicación a este diario, la constructora afirma que respeta la opinión de quienes se oponen a cualquier desarrollo en los cerros, que Cerro Verde es un modelo que recuperó “17 hectáreas deterioradas por la explotación de canteras” y que el Acuerdo 6 de 1990 les da derecho a la construcción del 8 por ciento del área”.

Al mismo tiempo, aclaran que “estos derechos adquiridos fueron confirmados por el último auto del Tribunal Administrativo de Cundinamarca del 9 de agosto de 2016, pues Cerro Vede ya había adelantado obras de urbanismo”, dice la comunicación.

Y precisa que la compañía constructora concilió el pago de los 450.000 millones como indemnización con la EAAB y que fue la empresa distrital la que incumplió el acuerdo.

REDACCIÓN BOGOTÁ

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA