Archivo

EN CINTURA SEÑAL COLOMBIA

Los programadores y productores de señal Colombia que no muestren los niveles de calidad exigidos para una buena televisión cultural y educativa no tendrán más cabida en este canal público.

09 de diciembre 1998 , 12:00 a.m.

Así lo dio a entender, el director de Inravisión Gustavo Samper, al anunciar el plan de reestructuración y reubicación de todas las producciones que se emiten en Señal Colombia.

De esta manera se pretende a partir del pasado lunes, dice Samper, establecer una programación definida, coherente, de calidad y consecuente con el objeto social que la ley le impuso al canal de interés público.

Este plan se presenta luego de la fuerte lluvia de críticas que varios especialistas en televisión hicieron sobre Inravisión. Según ellos, en la entidad no existía una política definida de la anterior administración para la adjudicación y concesión de varios espacios.

En este sentido, el director del Instituto fue enfático en afirmar, que de esta manera se pretende darle un nueva dirección a la Señal Colombia, toda vez que la programación tal cómo está actualmente se adjudicó sin una coherencia temática, y sin unas políticas de organización que tendieran al desarrollo de la televisión educativa y cultural para Colombia.

Sin embargo, dice, esta reorganización no implica la salida del aire de ninguno de los programas que hoy se emiten, pues existen unos contratos firmados hasta el año 2000 por la administración Samper, que unen a Inravisión con varios productores particulares.

De modo tal, que inicialmente se reubicarán las producciones actuales de acuerdo a unos criterios concertados por los Ministerios de Cultura y Educación, Audiovisuales e Inravisión.

Las inversiones Por otro lado, funcionarios del Instituto confirmaron los anuncios efectuados hace tres semanas sobre las inversiones que por cerca de 50.000 millones de pesos se harán para desarrollar el proyecto de masificación de la cultura y la educación colombiana a través de la televisión y radio estatales.

Con este proyecto, que deberá estar implementado antes de junio de 1999, se pretende, según Samper, aprovechar al máximo los medios de comunicación del Estado en su propósito social de difusión de la cultura y la educación.

De otro lado, se espera para los próximos días que la Comisión Nacional de Televisión abra las 14 licitaciones, que constituyen el plan de modernización y actualización de la infraestructura técnica y operativa de Inravisión, a través de las cuales se pretende invertir los 26 millones de dólares que se apropiaron para ese efecto.

Fotos: Hay en el archivo del mono hay unas fotografía una de una familia viendo TV.