Archivo

SI LA REGISTRADURIA NACIONAL:

08 de diciembre 1998 , 12:00 a.m.

quisiera implementar el sistema de urnas electrónicas, como el que funcionó en Venezuela este domingo, las elecciones costarían diez veces más de lo que valen en promedio. Resulta que cada maquinita de votación, como las del vecino país, cuesta 11 millones y medio de pesos colombianos, mientras que los tradicionales cubículos de votación con papelería y todo incluido, cuestan un millón 200 mil.