Archivo

LA ARMONÍA PERFECTA

Ha pensado en la posibilidad de modificar algunas partes de su cuerpo, para sentirse más bella, elegante y proyectar su imagen como desea?

16 de diciembre 1998 , 12:00 a.m.

Es muy probable que haya dicho que si. Pues bien, está de buenas porque afortunadamente hoy, la cirugía plástica ha puesto al alcance de hombres y mujeres, variedad de técnicas y de posibilidades de cambiar aquello con lo que no se sienta a gusto, y mejor aún, sin rastro de que ha hecho algo.

A los cirujanos plásticos componentes ya no es necesario preguntarles qué es posible cambiar de la fisonomía de una persona: el interrogante ahora es, qué no es posible hacer?. Sí, porque la cirugía estética es un área médica tan desarrollada que todo lo permite. Lo importante es que el paciente esté muy seguro de qué quiere modificar y elegir el profesional idóneo para lograr el resultado ideal.

Un cambio no hace daño De esta forma, es muy posible que a un niño se le quiera operar las orejas, antes de que entre al colegio, para que sus amigos no se burlen y le digan dumbo por su gran tamaño; o que a una mujer mayor de 50 años desee estirar un poco la piel de su cara y reducir así las arrugas.

Pero también se da el caso de un hombre o mujer que quiere reducir ese abdomen que le comienza a causar problemas, sobre todo con el sexo femenino. Y no es culpa de nadie, es el efecto de los años, algunos placeres, embarazos, periodos en la vida afectiva y genética. Es que en la vida a veces se sacrifican unas cosas por otras, como el caso del embarazo y la lactancia o el hecho de tener todo lindo menos la cara.

En este caso, puede ser que usted quiera aumentar el tamaño de los senos o de sus nalgas. En fin, sea cual sea su interés, existen múltiples oportunidades, lo clave es que usted esté seguro que desee mejorar y de que seleccione al cirujano plástico adecuado, con experiencia y reconocimiento.

Así lo expresa el doctor Alfonso Riascos Villegas, cirujano plástico especializado en Brasil, en el Hospital de Ipanema y en el Hospital de Servidores del Estado, de Río de Janeiro. Todo es susceptible de mejorarse, siempre y cuando se ponga en manos de un profesional con la suficiente capacitación para maximizar los resultados y minimizar huellas visibles o cicatrices , señala el experto del Centro Médico Imbanaco de Cali.

Por intermedio de un computador se analizará los cambios que quiera realizar en su cuerpo para lucirlo más bello. Se atreverá hacer el cambio?