Archivo

A GRANDES RASGOS...

-El reto no es únicamente aumentar la producción de VIS, sino lograr que los hogares con ingresos inferiores a los tres salarios mínimos legales (s.m.l) puedan acceder a ella.

19 de diciembre 1998 , 12:00 a.m.

-El proyecto del Plan de Ordenamiento Territorial (POT) incluye el concepto de VIP (Vivienda de Interés Prioritaria); es decir, inferior a 75 s.m.l.

-También le da facultades al Alcalde para crear una entidad descentralizada encargada de crear y promover nuevo suelo urbano (Metrovivienda).

-A la idea de reducir el déficit habitacional en hogares con ingresos inferiores a los 4 s.m.l. se suman objetivos como garantizar la existencia de óptimos esquemas de financiamiento.

Cómo? Con el desarrollo del mercado secundario de hipotecas, implementando instrumentos legales que permitan la vinculación de recursos al sector y la disminución de la dependencia de los depósitos a la vista.

Adicionalmente se deben involucrar los recursos de los Fondos de Pensiones y reforzar la idea de un sistema de amortización, cuya cuota varíe anualmente con el aumento del salario mínimo.

Otros puntos...

Con relación al programa de subsidios a la demanda se dará prelación a las viviendas de menor costo, reduciendo anualmente el valor de la unidad subsidiada. Además, se fortalecería la promoción de soluciones de unidad básica y vivienda mínima.

-Para evitar que el subsidio se utilice en soluciones de mayor costo no se permitirá el condicionamiento de la venta de VIS a contratos adicionales de mayores obras o terminados.

-Con el objetivo de que el subsidio tenga un impacto progresivo, según la escala de ingreso de la población, se fija un valor único de 20 s.m.l., se restablece el sistema de ahorro programado como requisito y criterio básico para la asignación del subsidio y, además, sólo se otorgarán para compra de vivienda nueva.

La VIS y las cajas de compensación El papel de las cajas de compensación familiar tambén juegan un papel primordial en el proceso.

En ese orden consilidarán la demanda de los afiliados por los proyectos seleccionados y elegibles municipalmente y asiganarán los recursos para subsidio de vivienda de acuerdo con ciertos parámetros.

La designación se hará primero con los afiliados. Si no se completa la oferta, se hará el resto de familias demandantes del subsidio, como se ha recalcado , solo será para compra de vivienda nueva.

Mientras el sector se adecúa a las nuevas directrices, durante el primer semestre de 1999 se podrá asignar por las cajas y el Inurbe hasta el 40 por ciento de los subsidios con las reglas actuales, pero con el límite, para el valor delsubsidio, a máximo 25 salarios mínimos, inicialmente para vivienda nueva y en segunda instancia para mejoramiento.