Archivo

HAY EPIDEMIA DE GUAYABO

Para la Real Academia de la Lengua Española, el guayabo es un árbol de América de la familia de las mirtáceas, cuyo fruto es la Guayaba, pero en Colombia es un estado del ser humano posterior a una parranda.

23 de diciembre 1998 , 12:00 a.m.

Y es que en el mes de diciembre el guayabo es una epidemia sin control entre los colombianos. Por estos días de fiestas decembrinas abundan los llamados enguayabados , hombres y mujeres que presentan los siguientes síntomas: rostros pálidos, sueño, dolor de cabeza y pereza, entre otros. Los que madrugan a trabajar, llegan con los ojos vidriosos y un tufo que hace salir de casillas a todos los compañeros de trabajo.

Este malestar se produce porque en la noche anterior alguien fue víctima de Baco, el rey del vino, o de otros licores más enguayabadores como es el aguardiente. Dicen los que saben de bebidas alcohólicas que quienes se emborrachan con whisky o vodka sufren menos del guayabo, pero en Colombia abunda el guayabo por puro aguardiente.

Cuando esto sucede, al día siguiente no falta quien diga: no me vuelvo a tomar un sólo trago , lo que pasó es que no comí anoche , claro, en la primera novena me tome un aguardiente, y luego me ofrecieron brandy , sí, me sentó mal el trago, pero tráigame una Aspirina .

Probablemente le ha sucedido muchas veces, pero controle sus tragos y disfrute sanamente de la Navidad.

El guayabo se presenta porque el hígado debe hacer grandes esfuerzos para procesar el alcohol que se encuentra en el cuerpo. Es un proceso de metabolismo hepático que afecta otros sistemas del organismo, como el Sistema Nervioso Central donde se dilatan los vasos cerebrales, lo que produce dolor de cabeza, alteración del pulso, taquicardia y severa deshidratación.

Este estado de post alicoramiento se identifica fácilmente: nauseas, profundo dolor de cabeza, sed, trastornos en la visión, cansancio, irritabilidad y, en algunos casos, agresividad. Aunque estos síntomas se producen en hombres y en mujeres, ellas tienen a intoxicarse con mayor facilidad.

La intensidad de los síntomas son diferentes en cada organismo y tiene que ver con el tipo de licor y la cantidad de trago que tome, por eso siga estos consejos: 1. No abuse del licor sin consumir alimentos.

2. No le añada más licor a su cuerpo, muchos acostumbrar a controlar la sed con una cerveza o un trago frío.

3. No haga ejercicio mientras tiene el malestar, puede deshidratarse.

4. Evite combinar licores.

5. No tome si se encuentra en tratamiento médico o ha tomado purgantes.

6. Consuma mucho líquido para evitar la deshidratación, ojalá con sueros orales que se consiguen en las farmacias.

7. Si los síntomas son diarrea o temblores, consulte a su médico para que le recomiende un analgésico.

8. Aliméntese bien, un buen caldo de costilla lo puede dejar como nuevo.

9. Tome con moderación.

Precauciones No sólo debe preocuparse por controlar los tragos, las autoridades públicas y de salud en Colombia, en especial en esta época, anuncian la proliferación de la venta y el consumo de licor adulterado. Para la Secretaría de Salud no sólo es ilegal, sino que puede ocasionar graves daños en la salud, incluso la muerte por intoxicación.

Cada vez que este tomando este atento a las reacciones suyas y de sus compañeros. Si se embriaga después de poca ingestión de licor, le arde la boca del estómago al momento o después de beber, siente un intenso dolor de cabeza, pierde la conciencia y le da convulsiones, es posible que tenga una intoxicación por trago adulterado.

El licor adulterado es conocido medicamente como alcohol metílico, y es un producto de procesamiento incompleto del licor que se convierte en un veneno para el organismo.

Una intoxicación con metanol puede causar la muerte, ya que el metanol al hacer contacto con el hígado se convierte en formol.

Si alguien experimenta estos síntomas no debe automedicarse, diríjase inmediatamente al médico o al centro de salud más cercano. Haga llegar el licor a las autoridades y denuncie el lugar en donde lo compró.

A la hora de comprar licor este alerta a las recomendaciones de la Secretaría de Salud: * Sólo compre licor a distribuidores autorizados, solicitando la factura de compra.

* Verifique que la botella esté completamente sellada.

* No compre licor a un menor precio del que Usted sabe que vale.

* Revise los sellos y logotipos de la marca del licor, deben estar nítidos.

* No compre marcas desconocidas.

* Revise las fechas de vencimiento.

* Cerciorece de que el trago tenga el color y olor característicos.

Finalmente, no deje que las fiestas navideñas se le conviertan en tragedia. Diciembre no solo es el mes de compartir con la familia, sino que es cuando se presenta un mayor número de accidentes de tránsito, debido al alto porcentaje del consumo de alcohol. Por esto, atienda los consejos de la Secretaría de Tránsito: respete las señales de tránsito, revise su vehículo para asegurarse que está en óptimas condiciones, use el cinturón de seguridad y entregue las llaves.