Archivo

EL DÓLAR VUELVE Y JUEGA

El comportamiento del dólar no deja de sorprender. Después de que en un mes alcanzó a perder 38 pesos, en tan sólo un día aumentó 8,5 pesos, al cerrar en la jornada de ayer a 1.547,50 pesos.

04 de diciembre 1998 , 12:00 a.m.

Según operadores esta reactivación en el precio de la divisa fue el resultado de una corrección en el precio después de una caída constante en el mismo, ante la cercanía de la tercera subasta de Títulos de Tesorería en dólares.

Pero como ya no hay expectativa frente a otra subasta con estos papeles, toda vez que el gobierno anunció que en lo corrido del año colocaría 200 millones de dólares y con la subasta de ayer este monto se excedióen casi 10 millones de dólares.

Los TES en dólares a un año de plazo fueron ideados por el gobierno en octubre pasado para enfriar las excesivas presiones del mercado en esa moneda, en momentos en que la tasa de cambio se volvía a elevar a los máximos niveles establecidos por la nueva banda de cambiaria del peso, pese a que un mes antes había sido elevada en nueve puntos para enfrentar los embates.

Según un portavoz, los TES en dólares cumplieron con su objetivo, además de diversificar las fuentes de financiamiento del gasto y reducir las tasas de interés de colocación en los papeles del gobierno.

El mercado abrió a 1.540 pesos, alcanzó precio máximo fue de 1.552,50 y el promedio fue de 1.546,57 pesos.

Desde que el gobierno modificó la banda cambiaria, la divisa se ha mantenido en un sube y baja , pero el dólar no ha vuelto a los niveles que registró en septiembre, cuando alcanzó precio máximo de 1.590 pesos, y donde el Emisor se vio obligado a vender en cinco ocasiones reservas internacionales.

Por ello, el gobierno con los TES en dólares ideó un mecanismo para frenar el alza acelerada del precio de la divisa.

Por su parte, la tasa interbancaria, interés al cual se prestan dinero las entidades entre sí, continúa en el 24 por ciento, respondiendo ala baja que hizo el Emisor en la tasa de interés de sus operaciones Repo, al pasarlas del 30 por ciento al 28.

Aunque el gobierno, manifestó que en los que resta del año las tasas de interés deben caer entre 10 y 8 puntos, algunos analistas consideran que es demasiado riesgoso hacer este anunció, porque todo depende de las expectativas que el sistema financiero tenga frente a este tema.