Archivo

VIAJARÉ CON O SIN TIROFIJO

La Navidad le regaló buenas noticias al proceso de paz. Luego de celebrar esta fiesta con su familia, el presidente Andrés Pastrana tomó la decisión de asistir a la instalación de la mesa de negociaciones con las Farc aunque su jefe máximo, Manual Marulanda Vélez, Tirofijo , no se haga presente.

27 de diciembre 1998 , 12:00 a.m.

Pastrana había señalado el pasado miércoles que si Tirofijo no asistía a San Vicente del Caguán, el próximo 7 de enero, él tampoco lo haría. De este modo, respondió a las versiones sobre la posible ausencia Marulanda al acto de inicio del diálogo, debido a que las Farc se quejaron por la carencia de condiciones de seguridad para el encuentro.

Pero, ayer, luego de los festejos navideños, el Presidente dijo que había cambiado de decisión. Lo he pensado mejor y he decidido que asistiré a la instalación de la mesa de negociación con las Farc aunque no esté presente Manuel Marulanda Vélez , dijo.

Viajaré a San Vicente con o sin Tirofijo. Estaré ahí ese día porque a eso me comprometí con los colombianos y no voy evadir mi responsabilidad ante la paz , señaló.

Pastrana dijo que espera que Tirofijo asista a este evento por el bien del proceso. Yo creo que él va a ir por que las condiciones están dadas , añadió.

Además, los jefes de seguridad del Gobierno y las Farc realizaron contactos y se encuentran en un proceso de verificación de los requisitos de seguridad que garantizarán que la instalación de la mesa se realice sin problemas, indicó.

De otra parte, dijo que ayer culminaba con éxito la verificación del despeje del batallón Cazadores por parte de las Farc.

Entre tanto, se conoció que los jefes de la guerrilla invitaron a la iniciación de los diálogos a los presidentes de México y Cuba, Ernesto Zedillo y Fidel Castro. Aunque ellos no podrán asistir, los mandatarios designaron a delegados personales para que esté presentes en el evento. El Gobierno Nacional, por su parte, invitó a todos los embajadores residentes en el país.

VERIFICACION Florencia Acompañados por el Alto Comisionado para la Paz, Víctor G. Ricardo, delegados de la Iglesia Católica y funcionarios del Servicio Nacional de Aprendizaje (SENA), Joaquín Gómez y Fabián Ramírez , del secretariado de las Farc, ingresaron al Batallón Cazadores de San Vicente del Caguán (Caquetá) para constatar su despeje por parte del Ejército Nacional.

Escoltados por unos 80 guerrilleros vestidos de camuflado y armados, ingresaron a las 6 de la mañana del sábado a la sede militar, en la que permanecieron por unas cinco horas. Luego, hicieron una inspección minuciosa de sus 408 hectáreas.

Los guerrilleros ingresaron a la base luego de recorrer las principales calles de San Vicente. Llegaron en vehículos particulares poco antes del amanecer del sábado por una trocha que conduce de la vereda La Machaca hasta San Vicente, para llegar luego al Cazadores, ubicado a cinco kilómetros al norte del municipio.

Al terminar la inspección, Joaquín Gómez leyó un comunicado en el que señala que las Farc, luego de realizar la verificación, constataron el despeje total del Batallón Cazadores y que con la superación de este escollo quedan creadas las condiciones para la instalación de las mesas de conversaciones, a partir del próximo 7 de enero.

Los subversivos se retiraron sin hacer más comentarios sobre el despeje y tampoco sobre la instalación de las mesas de diálogo.