Archivo

LA MAYOR O LA MEJOR DEL MUNDO ALLIANZ ASPIRA A SER LAS DOS COSAS

Henning Schulte-Noelle, gerente general de Allianz AG, niega que quiera hacer de su compañía la mayor aseguradora del mundo. Sólo quiere que sea la mejor, dice.

31 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

A juzgar por las ganancias de Allianz y su éxito en las adquisiciones, la compañía ha tenido mejor suerte en convertirse en la mayor en lugar de la mejor . Allianz anunció el fin de semana pasado que sus ingresos por concepto de primas aumentaron el año pasado a 66.100 millones de marcos (US$47.200 millones), de 65.500 millones de marcos en 1993, lo que confirma que la compañía es la mayor aseguradora fuera de Japón. Las ganancias netas, después de tomar en cuenta una ganancia extraordinaria en 1993, aumentaron un 7,7% a 1.300 millones de marcos. A pesar del alza, los analistas dicen que los resultados de 1994 no fueron impresionantes, dado el tamaño de la compañía.

En una entrevista reciente, Schulte-Noelle dijo que las ganancias son su principal prioridad y que trabaja para mejorarlas. En los últimos dos años, por ejemplo, la plantilla se ha reducido de 74.263 a 67.785 empleados. La compañía también ha consolidado las funciones de procesamiento de información en la medida de lo posible y trata de acelerar los trámites de las reclamaciones de seguros de automóviles con el fin de reducir costos.

Sin rasgos característicos Pero los analistas dicen que mientras que Allianz trate de hacer de todo en lugar de centrarse en los sectores más rentables del negocio de seguros, el aumento de las ganancias continuará eludiendo a la compañía. No hay ningún rasgo característico de Allianz , dijo el analista de Merrill Lynch & Co., Robin Mitra. El único es el tamaño .

Kishore Bangor, analista de First Boston, lo expone de otra forma: Una de las cosas que más me preocupa es que la mayor aseguradora de Europa carece de una estrategia clara , dijo.

Schulte-Noelle no comparte esa opinión. Señala que la compañía tiene una misión claramente definida: desea ser una empresa dominante en los seguros individuales en los mercados que ha establecido como metas y ser líder mundial en el lucrativo negocio de seguro industrial a grandes compañías.

Alega que como el mercado asegurador de Europa es cada vez más indefinido, la estrategia de Allianz debe incluir el crecimiento. Por ejemplo, la compañía ocupa el decimotercer lugar en el mercado de seguros de Francia. Para ayudar a aumentar su presencia allí, Allianz negocia con Credit Lyonnais, el mayor banco europeo, para vender seguros de autos a través de su red de sucursales. La compañía agrega que también está interesada en comprar todo o parte de Union des Assurances Federales, filial de Credit Lyonnais. Credit Lyonnais dice que no tiene ninguna intención de vender.

Allianz puede ir a la zaga en Francia, pero tras las planificadas adquisiciones de las filiales de seguros directos de Swiss Reinsurance Corp. tendrá una presencia aún más fuerte en el resto de Europa. En un acuerdo que le permitirá concentrarse en los reaseguros, Swiss Re accedió a vender a Allianz sus aseguradoras en Suiza, Italia y Alemania por más de 5.000 millones de francos suizos, unos US$4.411 millones.

Allianz comenzó tardíamente la construcción de su imperio. Después de la Segunda Guerra Mundial, la compañía perdió dos terceras partes de su negocio cuando los aliados dividieron Alemania. Lo que quedó de la compañía se trasladó de Berlín a Munich, donde comenzó a reagruparse, pero un pacto poco común con Munich Reinsurance Co. la hizo quedarse en casa por lo menos por un tiempo. El acuerdo de caballeros le permitió a Allianz vender seguros en Alemania sin competencia de Munich Re a cambio de no competir con ésta en el extranjero.

Sólo en los años 70, cuando Wolfgang Schieren tomó el timón, Allianz comenzó a crecer fuera de Alemania. Luego de desechar el acuerdo con Munich Re, Schieren _que fue gerente general desde 1971 a 1991 y todavía es presidente del directorio_ actuó con decisión. Raramente dejó que pasara un año sin comprar algo. Hoy, Allianz y Munich Re., que es el mayor reasegurador del mundo, todavía tienen una estrecha relación y cada uno es dueño del 25% del otro.

En una de las últimas adquisiciones, Schieren compró el monopolio de seguros estatal de Alemania Oriental en marzo de 1990, seis meses antes de la reunificación.

(Ver gráficas)