Archivo

UNA NOTA PARA EL PRINCIPE

Carlos de Inglaterra, príncipe de Gales, fue abordado por un hombre cuando efectuaba una visita oficial a Brighton, sur de Inglaterra, aunque la policía logró detenerle cuando se abalanzó portando una nota que, presumiblemente, pretendía entregar al heredero de la Corona británica.

26 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

El detenido, de quien no se facilitó su identidad, iba descalzo y vestía una camiseta y un pantalón corto.

Agentes policiales detuvieron al individuo y lo esposaron, mientras un guardaespaldas protegía al príncipe, quien rápidamente logró entrar en su automóvil oficial y abandonar el lugar.

Unos 20 representantes de asociaciones de defensa de los derechos de los animales, que se manifestaban en Brighton con motivo de la visita de Carlos de Inglaterra, indicaron que el detenido no participaba en su acción de protesta.