Archivo

MOSQUERA POCO AVANZA EN LA OBRAS

Para que 14 barrios de Mosquera no dependan del agua de carrotanques, el municipio requiere de recursos para instalar nuevas redes y mejorar las deterioradas. Es la única forma para dar vía libre al agua de Bogotá.

24 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

A comienzos de año, la población fue declarada en emergencia sanitaria debido a que no podía abastecer del líquido a cerca de 15.000 habitantes de 18 barrios subnormales.

El alcalde, Carlos Peralta, dice que las bombas y tuberías son viejas, pero que la administración municipal carece de dineros para cambiarlas.

El mandatario señaló que el Instituto de Aguas de Cundinamarca cambió, el año pasado, la red del perímetro urbano con tubería de seis pulgadas. Sin embargo, según Peralta, quedó faltando un tramo de 800 a 1200 metros.

Peralta dice que no pueden recibir el agua de Bogotá hasta que no se haga una evaluación de las redes de distribución, las cuales son obsoletas.

Por otro lado, el Alcalde informó no están en capacidad de recibir los 200 litros por segundo de agua de Bogotá, porque las bombas solo tienen capacidad máxima de 50 litros por segundo.

Para la medición del agua se requieren por los menos 2.147 contadores; sin embargo, el municipio solo tiene 1.150, de los cuales la mitad están dañados.