Archivo

FUNZA, MADRID Y MOSQUERA A PUNTO DE ABRIR EL GRIFO

La carencia histórica de agua que han padecido Funza, Madrid y Mosquera, municipios del noroccidente de la Sabana, está a punto de ser subsanada con la interconexión de sus acueductos con el de Bogotá.

24 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

La emergencia sanitaria que viven los 117 mil habitantes de las tres poblaciones, al parecer, será solucionada tras superar la negociación de tarifas con la Empresa de Acueducto y Alcantarillado de Bogotá (EAAB).

Con el acuerdo, realizado la semana pasada, las tres poblaciones pagarán al acueducto 217 pesos por metro cúbico de agua.

Sin embargo, para abrir el grifo que le dará paso al agua de Bogotá, se requiere que las poblaciones cumplan con las obras prioritarias relacionadas con el cambio de las redes matrices, la instalación de contadores y la optimización de plantas de tratamiento.

En Funza y Mosquera se requiere la instalación de bombas, adecuación de las tuberías para el bombeo, optimización de las plantas de tratamiento y suministros e instalación para cambiar la red matriz.

Para Madrid se requieren estas obras y otras adicionales como el arreglo de dos pozos y la estación de bombeo.

Pese a que la interconexión, con una inversión de cinco mil millones de pesos, fue concluida el año pasado, los municipios están atrasados en los proyectos para que esta sea una realidad.

Estos trabajos demandan altos costos para unas poblaciones de bajos presupuestos, las cuales han tenido que endeudarse o parar las obras.

Entre tanto, los tres municipios se han visto abocados a la contratación de carrotanques para enfrentar la emergencia sanitaria.