Archivo

LOS ROCKETS DISPARARON PRIMERO

Cuando se es campeón de la Asociación de Baloncesto de Estados Unidos, hay que encontrar la forma de ganar.

24 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

Ese es el lema de los Rockets de Houston, que lucharon hasta imponerse a los Spurs de San Antonio por 94-93 en el primer partido de la final de la Conferencia Occidental de la NBA, el lunes en la noche, y como visitantes.

Un cesto de Robert Horry, su único de la noche, con 6,5 segundos por jugarse, dio la victoria a Houston luego de que Sean Elliott, que tuvo 24 puntos para San Antonio, perdió dos tiros libres cuando quedaban 26,6 segundos.

Tras los lanzamientos fallidos, Hakeem Olajuwon, quien aportó 27 puntos, pasó a Horry y su limpio tiro selló, por un punto de diferencia, la suerte de los Spurs.

De nuevo los Rockets se aprovecharon de los graves errores ofensivos que cometieron los Spurs en los dos últimos minutos con tres tiros de falta personal fallados.

El fallo de Elliott, máximo anotador de los Spurs con 24 puntos, permitió a los Rockets tener su oportunidad y no la desaprovecharon.

El pívot Hakeem Olajuwon terminó con 27 puntos para los Rockets y el base Clyde Drexler aportó otros 25, mientras que Eli tuvo 16, incluidos cuatro canastas de tres puntos.

El duelo de Olajuwon con el almirante David Robinson siempre fue favorable al pívot de los Rockets ante los fallos constantes de su rival, que hizo uno de los peores partidos en cuanto a la producción ofensiva, a pesar de que anotó 21 puntos.

Clyde Dresxler encestó 25 puntos para los ganadores. El delantero Dennis Rodman de los Spurs, quien ha tenido dificultades anteriormente en el equipo, podría estar en problemas nuevamente. A pesar de apoderarse de 20 rebotes en el partido inicial de la serie final por la división, el jugador no prestó atención durante las instrucciones en el minuto final al margen de la cancha y se le vio quitándose las zapatillas.

Rodman, que acostumbra a pintarse de diferentes colores el cabello, ya ha tenido roces en el pasado con el entrenador Bob Hill.

Tras el partido, el jugador dijo no saber por qué fue sacado del encuentro, pero afirmó que si hubiera estado en la cancha en los instantes finales quizás podría haberse apoderado de un rebote.

Houston parece decidido a mantener el cetro, luego de que poderosos contendores como los Bulls de Chicago y los Knicks de Nueva York quedaran en el camino.

El equipo que triunfe en la Conferencia Occidental de la NBA a un máximo de siete partidos enfrentará por el campeonato al ganador de la Conferencia Oriental que comenzaba anoche a disputarse en Orlando entre el equipo local Magic y los Pacers de Indiana.

Los Spurs habían ganado cinco de las seis veces que se enfrentaron durante la liga, pero los campeones recuperaron su condición de equipo invencible en los momentos más difíciles de la competición y por eso mismo tienen 0-1 en la serie que continúa el miércoles en el mismo escenario del Alamodome.