Archivo

OPERACION CON ALTURA

Dos médicos operaron en un vuelo de Hong Kong a Londres a una pasajera con complicaciones de un accidente de tránsito previo al abordaje, y tuvieron que recurrir a instrumentos como una percha.

24 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

La pasajera, Paula Dixon, de 39 años, se hallaba en condiciones estables en un hospital de Londres.

En viaje al aeropuerto estuvo en un accidente de motocicleta y durante el vuelo empezó a sentir fuertes dolores en un brazo y el pecho.

Los médicos Augus Wallace y Tom Wong, que ejercen en Inglaterra y Escocia respectivamente, comprobaron que la mujer tenía por lo menos dos costillas fracturadas y ofrecía síntomas de colapso del pulmón izquierdo. Decidieron entonces operarla para drenar la cavidad torácica.

Pero los elementos del botiquín de urgencia de los aviones son limitados y, para este caso, sólo pudieron hallar un tubo de plástico.

Los médicos utilizaron brandy como desinfectante y se ayudaron con una percha para introducir el tubo y hacerlo funcionar como catéter.

Wallace explicó en una entrevista por la radio BBC que sólo utilizamos un poco de anestesia local en el pecho para hacer una incisión.

Dijo que consultó el caso con el capitán del avión, que decidió continuar el vuelo de 14 horas a Londres en el Boeing 747.

Aclaración En nuestra edición del 2 de abril, bajo el título Espermatozoides que se regalan , apareció un artículo en el cual se dio cuenta de un caso de conducta inescrupulosa de un veterinario en el Laboratorio de Reproducción Humana de Bogotá, el cual fue sellado por la Secretaría de Salud. La información generalizó este caso al afirmar que veterinarios (en plural) habían incurrido en dicha conducta, lo cual produjo la protesta de la Asociación Colombiana de Médicos Veterinarios y Zootecnistas, que consideró la información mencionada lesiva para el gremio. Ofrecemos disculpas.