Archivo

NOMURA CONTRATA A UN ABOGADO COMBATIVO Y WALL STREET MURMURA

Años atrás, cuando Ira Lee Sorkin dirigía la oficina neoyorquina de la Comisión de Valores y Bolsa de Estados Unidos (SEC), en su despacho tenía un cartel que decía: Diablos, qué bueno que soy! .

24 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

Hace tiempo que Sorkin se fue de la SEC, pero su confianza en sí mismo no ha menguado. Inteligente y combativo, Ike Sorkin es hoy un abogado muy respetado. Quienes más admiran sus talentos son, sin duda, sus clientes acusados de cometer delitos en los mercados de valores, un grupo numeroso.

Este mes, Nomura Securities International Inc. contrató a Sorkin, de 52 años, para dirigir su departamento jurídico y de cumplimiento de normativas.

Su sueldo anual, de casi US$1 millón, es bastante mejor que los US$71.000 que ganaba durante sus días en la SEC. El nuevo puesto de Sorkin ha dado mucho que hablar en Wall Street, especialmente entre los que no olvidan que fue el abogado defensor de algunos casos que han perjudicado a un importante número de inversores. Towers Financial Corp. y Stratton Oakmont Inc. son dos buenos ejemplos.

Algunos ejecutivos de Wall Street sugieren que es posible que Nomura haya contratado a Sorkin para atenuar el efecto de la investigación regulatoria que la firma tiene pendiente con la Bolsa de Nueva York. La Bolsa declina comentar al respecto, pero tiene abierta una investigación para aclarar si Nomura supervisó de manera adecuada a uno de sus corredores al permitir que la firma infringiera las normas sobre coeficientes netos de capital; la Bolsa de Nueva York estudia la posibilidad de presentar cargos contra Nomura por infracciones contables, además de una fuerte multa, indicaron fuentes al tanto de la investigación.

El nombramiento de Sorkin es una clara señal , dice John E. Fitzgibbon Jr., ex vicepresidente de Nomura que escribió un libro sobre la firma japonesa. No se sale a contratar un abogado que defiende a clientes con problemas] y se le paga US$1 millón por nada; es una clara señal de que algo se cuece .

Por su parte, la filial de Nomura Securities Co. dice que sólo intenta reforzar su departamento jurídico y de cumplimiento de normativas, en especial tras su participación en negocios con alto grado de volatilidad durante los últimos años. Nomura se negó a comentar sobre la indagatoria pendiente. Creemos que al contratar a Ike hemos encontrado al mejor , dijo un portavoz de Nomura. Todos los días enfrentamos nuevos desafíos .

Absurdo, atroz Sorkin rechaza las críticas sobre su clientela y dice que no representa a Nomura en la investigación del New York Stock Exchange. No representar a un cliente porque la gente crea que es deshonesto es... absurdo, atroz , dice. Además, dice, también represento a gente muy honrada . En cuanto a su nuevo cargo, dice: Nomura no me contrató para ningún caso especial, si ése fuera el caso, podrían haber solicitado que los representara en el caso como asesor externo.

Muchos abogados han pasado por la puerta giratoria que separa a Wall Street de las entidades reguladoras. En algunos casos, los inversores y las compañías privadas se benefician de la experiencia que aportan estos abogados. Pero a algunos abogados y académicos les preocupa que la puerta giratoria invite a la explotación del marco normativo, en particular al tratar con la SEC, y el caso de Sorkin ha desatado una cantidad extraordinaria de críticas.

Representar a un cliente con mala reputación es una decisión personal muy difícil cuando se trata de un caso relacionado con la SEC, dice John Coffee, profesor de Derecho Empresarial y Valores de la Facultad de Derecho de Universidad de Columbia. No es como en el ámbito penal, en el que todo el mundo sabe que eres un adversario y que no tienes la responsabilidad de actuar como mediador sensato y moderado . Coffee agrega que la SEC no confía en el cliente, confía en alguien que en otra época fue un hermano . Pero Sorkin dice que con el correr de los años se han difuminado las líneas entre lo civil y lo penal. Ahora no se pueden separar las acciones administrativas de una posible acción penal , dice.

El ascenso de Sorkin ha sido paralelo a una mejoría en la reputación de los abogados que defienden a clientes acusados de fraude en los mercados de valores.

Aunque en una época la mayoría de las firmas de abogados desdeñaban ese tipo de trabajo por su asociación con clientes polémicos, el aumento de los litigios en este tipo de casos durante los últimos 15 años ha significado un importante foco de ganancias.

Unos clientes con demasiados problemas Cliente y problema *Towers Financial Corp., Steven Hoffenberg. Hoffenberg presuntamente alteró los libros de la compañía para estafar a los inversores con las acciones de la firma.

Solución Hoffenberg se declaró culpable de estafar US$460 millones a los inversores y reconoció intentos de manipulación de informes a la SEC.

Cliente y problema *Stratton Oakmont Inc. La SEC demandó a esta empresa por fraude por presuntos abusos en sus prácticas de ventas.

Solución Se resolvió sin admitir o denegar los cargos; La firma acordó pagar $2.5 million, incluidos intereses y multas civiles.

Cliente y problema *David Blech. Investigación de la SEC sobre si Blech y su firma, D. Blech & Co., infringieron la ley de valores al otorgarle acciones baratas a los gestores de fondos y otros inversores antes de su emisión.

Solución Pendiente.

Cliente y problema *Anthony Stoisich, Investors Center Inc. Investigaciones de la SEC por presunta manipulación de valores.

Solución Stoisich fue expulsado del mercado. Se declaró culpable. Seis meses de prisión y seis meses de reclusión en su hogar.