Archivo

LAS MANUALIDADES, UNA MICROINDUSTRIA

Alguien dijo que no hay placer más grande que hacer lo que a uno le gusta ...

20 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

Más afortunado aún quien, además de entretenerse, convierte el pasatiempo en una fuente de ingresos.

A lo largo de mi vida he conocido muchas personas a quienes una simple lectura les ha despertado, inicialmente, curiosidad y admiración al ver las alternativas que ofrecen los trabajos manuales; posteriormente, inquietudes por explorar las posibilidades de transformar en obras lo que enseñan los libros y, finalmente, intereses que van más allá del simple pasatiempo para convertirlo en una entrada económica adicional.

La última decisión (la visión del negocio) surge cuando la gente comprueba aptitudes que desconocían, y cuando la lectura sobre manualidades les ayuda a descubrir la creatividad escondida. Allí, pasan de ser simples aficionados a un campo más productivo.

Muchas señoras, dedicadas al hogar, encuentran en esa actividad no solo una atractiva forma para distraerse, sino un medio para mejorar la calidad de la economía casera.

Mas allá de la casa Del improvisado taller , creado en algún rincón del hogar, surgen, como por arte de magia, productos tan variados como ponqués, vestidos y artículos para la decoración, entre otros.

Algunos para consumo familiar, con su proporcional ahorro; otros, incentivados por los buenos resultados, producto de los comentarios favorables de los amigos, de los parientes o de los compañeros de trabajo.

Ese estímulo es el punto de partida, la base sólida de una industria casera. El siguiente paso, por lo general, es la búsqueda de apoyo, tanto económico como de capacitación en diversas entidades.

Todo, en su conjunto, puede convertirse en una interesante microempresa generadora de ingresos importantes, e incluso en una fuente de empleo.

Recuerdo un caso muy cercano cuando, en una noche invernal, unos retazos de felpa, se convirtieron en un muñeco tan bonito y elogiado que, con el tiempo, la familia del inspirador de la idea colaboró para que creciera la producción y por lo tanto, se transformara en una próspera actividad.

Son sencillas ideas, de algo que en los últimos tiempos se ha convertido en una tendencia no solo de decoración del hogar, sino una manera de trabajo en muchas partes del mundo.

*El autor es especializado eslibros sobre deocración Paso a paso .