Archivo

CUÍTIVA, CIUDAD MANANTIAL

Historia Cuítiva es pueblo de indios, anterior a la conquista. Estaba gobernado por un cacique que rendía homenaje al Sumo Sacerdote de la provincia de Iraca, capital de Sogamoso. Terminada la expedición de los conquistadores por la región oriental, quienes iban tras las esmeraldas de Somondoco, los españoles regresaron por Lengupá (hoy Miraflores) y entraron en el valle de Baganique (hoy Ramiriquí), donde los indios tenían un suntuoso templo, adornado con muchas joyas de oro.

12 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

El capitán Juan de San Martín, que había intentado incursionar en territorio de los Llanos de Casanare, cuando estuvo en Somondoco, deseo que no realizó porque los caminos y ríos eran impasables, llegó con sus soldados al caserío de Ciénega. Después descubrió a los pueblos indígenas de Siachoque y Toca, atravesó la cordillera y entró a Pesca y continuó hasta Iza. A este pueblo, según relato de don Ramón C. Correa en sus Monografías de Boyacá, llegó un indio anciano con las orejas cortadas y el vestido ensangrentado a dar cuenta a los españoles de las crueldades que empleaba con sus súbditos el poderoso señor de Tundama o Duitama. También refirió los castigos que el mismo cacique tenía preparados para aquellos que pisaran sus dominios.

El capitán San Martín se enfureció ante el atrevimiento del jefe indígena y mandó a diez infantes y siete de caballería a castigar su rebeldía. Los emisarios llegaron a Firavitoba donde recibieron noticias de que el jefe chibcha estaba bien preparado para defenderse. Los comisionados regresaron a Iza y enteraron a San Martín de lo informado por el vecindario de Firavitoba. El jefe de la expedición designó a algunos aborígenes como guías para que orientasen a los soldados españoles por el valle, pero éstos los condujeron por otros pueblos de indios hasta volverlos por Toca.

A partir de 1555 los Franciscanos llegaron a Cuítiva a cumplir su misión evangelizadora.

Hasta finales de 1700 los alcaldes pedáneos que administraban justicia en Iza, velaban igualmente por la de Cuítiva. De 1801 en adelante Cuítiva tuvo alcalde pedáneo en propiedad, por solicitud que el vecindario le formuló al Corregidor de Tunja.

Esta población se hizo representar con el elector Antonio María de Vargas en la convención donde se aprobó la Constitución de Tunja, el 9 de diciembre de 1811. Cuando se organizó la provincia de Tunja y se dividió en departamentos, en 1814, Cuítiva quedó formando parte del departamento oriental. En 1842 y 1843, cuando el Congreso reformó la Constitución y dividió el territorio de la Nueva Granada en provincias, cantones y distritos parroquiales, Cuítiva integró el Cantón de Sogamoso.

Geografía Un ramal de la cordillera oriental de los Andes atraviesa el municipio y forma varios estribos y contrafuertes que reciben diferentes nombres entre sus habitantes. Es ribereño al lago de Tota, junto con los municipios de Tota y Aquitania. El río Tota riega su territorio.

Limita por el norte con Sogamoso e Iza, por el sur con Tota, por el oriente con Aquitania y el lago de Tota, y por el occidente con Iza y Tota. Su extensión territorial es de 35 kilómetros cuadrados.

En su suelo se cultiva papa y cebolla, y se cría ganado vacuno, con destino a la producción de carne y leche. En artesanías, sus habitantes se dedican, en labores caseras, a la fabricación de fustes para sillas. En minería, se encuentran yacimientos de roca fosfórica.

Para atender el turismo que llega a la región, atraídos por la belleza del lago de Tota, en sus predios se encuentran las cabañas y piscinas de aguas termales El Batán, el hotel Rancho Tota y otros refugios levantados a orillas del hermoso embalse natural sobre la vía a Aquitania.

Generalidades Veredas: Centro, La Vega, Macías, Arbolocos, Boquerón, Lagunitas, Tapias, Cordoncillos, Caracoles, Balcones, Amarrillos y Buitreros.

Educación: Cuenta con el Colegio Municipal Santo Domingo Savio, con orientación agropecuaria, bajo la rectoría del párroco del municipio, padre Belarmino Vega Guerrero. Además, existen cuatro escuelas rurales y una urbana.

Salud: Funciona un centro de salud en el área urbana, atendido por una enfermera y una promotora de salud. Un médico y un odontólogo atienden consulta dos veces a la semana. En la inspección departamental de Llano de Alarcón existe otro puesto de salud.

Acueducto: En el casco urbano los habitantes disfrutan de acueducto en buena cantidad. Las veredas La Vega, Macías, Buitreros y Amarillos tienen sus acueductos. El alcalde Julio Alberto Cepeda Chaparro dijo que se proyecta un nuevo acueducto para Lagunitas, Boquerón, Tapias y Cordoncillos.

Festividades: Durante el último jueves de septiembre y los tres primeros días de octubre se llevan a cabo las tradicionales ferias y fiestas. El último viernes de septiembre se celebra la fiesta de El Santo Cristo. En la última semana de febrero se realiza una feria ganadera, que tiene gran importancia a nivel regional.

Vías: La carretera de acceso por Aquitania e Iza se halla en malas condiciones. Las interveredales en regular estado.

Alcaldes populares: Gustavo Salinas, Tirso Agapito Correa, Homero Alfonso Martínez y Julio Roberto Cepeda Chaparro.

Cuítiva es cuna del prócer Antonio Aranguren, quien murió en la batalla de Corrales.

Otro de los hijos ilustres de Cuítiva fue don Carlos Angel Gómez Rojas (ya fallecido), padre de Mirza, la única mujer entre sus descendientes, y de los médicos Iván Guillermo y Manuel Lupercio, y de los abogados Carlos (fallecido) y Gustavo (actual magistrado del Tribunal Contencioso Administrativo de Boyacá). Don Carlos comandó los trabajos de apertura del Tunel del Boquerón, la principal captación de agua del lago de Tota para los acueductos de Acerías Paz de Río y Sogamoso, obra que se realizó a pica y pala. Este patriarca, que vivió entre 1901 y 1990, se destacó como profesor del Colegio de Sugamuxi, en Sogamoso, y también como juez. Se jubiló como delegado departamental de la Registraduría del Estado Civil.

Clima: 14 grados centígrados altura: 2.727 metros sobre el nivel del mar Población: 1.891 habitantes Presupuesto: 260 millones para 1995