Archivo

LEY DE FRONTERAS, PRIORIDAD LEGISLATIVA

Mensaje de urgencia para que se discuta a la mayor brevedad la ley de fronteras envió el presidente Ernesto Samper a los presidentes del Senado y la Cámara, Juan Guillermo Angel y Alvaro Benedetti, respectivamente.

17 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

En la comunicación, suscrita también por los ministros de Relaciones Exteriores, Rodrigo Pardo, y de Hacienda, Guillermo Perry, el presidente solicita que el debate al proyecto se realice mediante sesiones conjuntas de las comisiones segundas de las dos corporaciones.

El senador Luis Eladio Pérez (lib-Nariño), ponente del proyecto de origen parlamentario -junto con el senador Carlos Celis- que pretende incentivar el desarrollo de las áreas de frontera, destacó que el Gobierno finalmente haya comprendido la importancia de legislar en materia fronteras.

Explicó Pérez que de este modo se busca llevar la presencia del Estado a estas zonas, resarcir el daño que dejó el acelerado proceso de apertura económica , mediante la concesión de incentivos tributarios a los industriales que creen empresa en esas regiones.

Entre los beneficios que traerá la aprobación del proyecto Pérez mencionó: Crea incentivos a la inversión nacional y extranjera, instituye la Consejería Presidencial para las Zonas de Frontera, declara puerto seco los distritos fronterizos, prioriza la construcción de importantes obras de infraestructura (malla vial, parque industrial), permitirá la libre convertibilidad de la moneda, eximirá de impuestos de importación de maquinaria y equipo a las empresas nuevas .

Dijo el parlamentario que un logro clave en la actual redacción del proyecto, el cual contó con el visto bueno de los voceros del Gobierno, fue la estandarización del precio de los combustibles y de los insumos básicos de producción agropecuaria, que hasta ahora son más altos en las zonas de frontera que en otras regiones del país.

Se trata sobre todo de un estímulo para que la gente habite las zonas de frontera. Los 3 billones de pesos que fueron aprobados dentro del Plan de Desarrollo para estas regiones van a obligar al gobierno a actuar en materia de infraestructura en esas zonas hoy totalmente abandonadas , expresó el parlamentario.

El proyecto será discutido en el Congreso luego de una serie de foros organizados por los legisladores en las regiones fronterizas, a los cuales los habitantes aportaron sus inquietudes y necesidades para la redacción del texto final. Este fin de semana la Cancillería realizará el último de estos encuentros en la Leticia (Amazonas) con la participación de los miembros del Congreso.

El proyecto de Pérez y Celis fue conciliado con el del Gobierno, del cual es ponente el senador Julio César Turbay Quintero.