Archivo

TONY ROMINGER, DETESTABLE

Desde ayer, los aficionados italianos comenzaron a sentir el mismo fastidio que los españoles confiesan experimentar cuando se les habla del suizo Tony Rominger. Porque, al igual que en los tres años pasados, en los que Super Tony subió a lo más alto de la ronda ibérica, en el Giro de Italia comenzó a humillar a sus rivales. Incluidos los italianos.

17 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

Y comienzan a surgir, por supuesto, las comparaciones, siempre odiosas, pero inevitables: el español Miguel Induráin, que impuso su ley en las carreteras italianas en 1992 y 93, y que abdicó al trono rosa en 1994 para cederlo temporalmente al ruso Evgueni Berzin, es hoy más que nunca admirado por los aficionados locales.

Por su gallardía, por su caballerosidad, por su don de gentes.

Pero, y de esto solo ahora vienen a darse cuenta los italianos, Tony Rominger es un campeón de otra estirpe. Mientras que a Induráin, por ejemplo, portar la camiseta rosa de líder le basta y le sobra para alimentar su ilusión de triunfo, el suizo requiere de un menú especial: triunfos, ojalá aplastantes, contundentes, de esos que golpean anímicamente a los damnificados.

Los 192 kilómetros entre Moldolfo y Lotetto, en especial en el final, eran escenario propicio para que los italianos sintieran en carne propia por qué los españoles detestan a Rominger. Terreno quebrado, con repechos cortos y exigentes, ideales para un corredor potente. Es decir, una tabla ajustada perfectamente al perfil del campeón suizo.

Y lo más doloroso es que todo apuntaba a que fuera un día amargo para el líder de la carrera. Una especie de alianza circunstancial comandada por el Gewiss de Evgueni Berzin y Piotr Ugrumov puso en aprietos al hombre de la maglia rosa. Una estrategia ofensiva que trató de aprovechar El Diablo Claudio Chiappucci, idolatrado por los aficionados tanos .

Pero, al igual que siempre sucedió en España, Super Tony , se las arregló para hacer fuerzas de flaqueza y, secundado magistralmente por sus escuderos que siempre lo han salvado, logró salir del trance comprometedor. Sin embargo, no solo fue superarlo; también sacar provecho.

Una vez terminó el concierto de ataques de sus oponentes, Rominger retomó la batuta y arrancó con sus acordes. Una melodía que resultó imposible de interpretar por parte del resto de corredores, que debieron resignarse a ver cómo el suizo les daba otra lección. Un aprendizaje que no solo les costó la victoria parcial, sino también los 12 segundos de bonificación que entrega el triunfo de etapa y los 4 de ventaja que acumuló el líder en su embestida.

Como resultado, todos menos uno, el italiano Maurizio Fondriest, ahora se encuentran con retrasos superiores al minuto. Y, para acabar de mortificar a los italianos, otro de los ídolos locales, el Emperador del embalaje , Mario Cipollini, se retrasó casi un cuarto de hora.

Intenté la victoria para agradecer a mi equipo, que hizo todo lo posible por controlar los ataques y se esforzó por ayudarme y que lograra mantener mi posición , dijo Rominger.

Perdí unos 40 metros y debo decir que Rominger me impresionó , reconoció, por su parte, Fondriest.

Para Colombia, mientras tanto, la jornada significó la ratificación que Oliverio Rincón, Nelson Cacaíto Rodríguez y Hernán Buenahora son los llamados a sacar la cara por el país, pues mantuvieron su progresión en la general.

Hoy se corre la quinta etapa sobre 142 kilómetros entre Porto Recanati, en la costa Adriática, y Tortoreto Lido. La jornada presenta dos premios de montaña (uno de segunda categoría y otro de tercera).

POSICIONES Etapa: 1. Tony Rominger (Suiza/Mapei), 5h 30m 56s; 2. Maurizio Fondriest (Italia), a 4s; 3. Francesco Casagrande (Italia), a 6s; 4. Claudio Chiappucci (Italia), mt; 5. Enrico Zaina (Italia), mt; 6. Evgueni Berzin (Rusia), mt; 7. Heinz Imboden (Suiza), mt; 8. Paolo Lanfranchi (Italia), mt; 9. Davide Rebellin (Italia), mt; 10. Piotr Ugrumov (Letonia), mt; 13. Oliverio Rincón (ONCE), a 15s; 21. Nelson Rodríguez (ZG Mobili), a 19s; 26. Hernán Buenahora (Kelme), a 25s; 51. Angel Yesid Camargo (Kelme), a 1m 00s; 52. José Jaime González (Kelme), a 1m 39s; 60. Julio César Aguirre (Kelme), a 4m 43s; 62. Martín Farfán (Kelme), mt; 77. Federico Muñoz (Kelme), a 7m 51s; 122. Raúl Montaña (ZG Mobili), a 14m 12s.

General: 1. Rominger, 15h 07m 48s; 2. Fondriest, a 51s; 3. Casagrande, a 1m 07; 4. Berzin, a 1m 15s; 5. Ugrumov, a 1m 28s; 6. Rebellin, a 1m 45s; 7. Pavel Tonkov (Rusia), mt; 8. Massimiliano Lelli (Italia), a 1m 49s; 9. Wladimir Belli (Italia), a 2m 07s; 10. Zaina, a 2m 10s; 28. Rincón, a 3m 10s; 34. Buenahora, a 3m 23s; 42. Rodríguez, a 3m 58s; 72. Camargo, a 14m 42s; 77. González, a 16m 35s; 94. Aguirre, a 18m 31s; 120. Montaña, a 27m 21s; 123. Farfán, a 27m 28s; 142. Muñoz, a 30m 15s.