Archivo

VICTORIA DE XIMENA EN SAO PAULO

La colombiana Ximena Restrepo, quien lesionada no pudo demostrar su potencia en los Juegos Panamericanos de Mar de Plata, triunfó en los 400 metros planos con marca de 52s 25c para iniciar con pie derecho la serie de los Grandes Premios de Atletismo, en una competencia que se disputó ayer en esta ciudad brasileña.

15 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

La colombiana dijo que esta preparándose muy serio con miras al V Campeonato Mundial de Gotemburgo (Suecia), en agosto.

Ximena venció a la brasileña María Figuereido (53s 70c) y a Edinilza Lima (54s 55c).

Por su parte, el campeón mundial bajo techo, el cubano Iván Pedroso, demostró su excelente estado físico al estirarse hasta 8,54 metros en salto de longuitud y ganar la competencia disputada ayer.

Pedroso sacó tres centímetros al estadounidense Roland McGhee y seis al también norteamericano Joe Greene, en una muy reñida competencia.

La carrera cumbre de 100 metros planos masculino fue ganada por el jamaicano Michael Green, quien se impuso con registro de 10,13 segundos al veterano brasileño Robson Caetano De Silva.

El estadounidense Michael Johnson se impuso en los 200 metros con buena marca de 20,22 segundos, aventajando también a Da Silva, quien cronometró 20,23.

En 1.500 metros la victoria correspondió al local Joaquim Cruz de Carvalho, campeón olímpico en 1984 en 800, y actual titular panamericano de la distancia, quien detuvo los relojes en tres minutos, 40.49 segundos.

Otra de las buenas marcas la archivó el keniano Simon Chemoiywo con siete minutos 43.15 segundos en los 3.000 metros planos.

El dominio estadounidense se hizo patente en 110 metros con vallas al barrer Jack Pierce (13.30), Mark Crear (13.39) y Tony Dees (13.52).

En las pruebas femeninas hay que destacar la victoria en 200 metros de la estadounidense campeona olímpica Gwen Torrence en 22.43 segundos, el triunfo de la mozambicana Maria Mutola con 1:58.79 en 800 metros y la fuerza de las saltadoras rusas Anna Biryukova, Inna Lasovskay, Yolanda Chen, quienes arrasaron con el triple salto.