Archivo

PERMUTAN CORREDOR FÉRREO AL DISTRITO

El inicio de los trabajos del sistema metrobús no va a comenzar retrasado. Ayer la administración distrital y el Gobierno Nacional llegaron a un acuerdo para que Ferrovías permute los corredores férreos a cambio de que se le dé una franja en la vía longitudinal para construir una nueva línea férrea.

13 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

La propuesta había sido planteada hace varias semanas por la Consejería Especial para Bogotá y fue estudiada ayer en una reunión a la que asistieron el alcalde Antanas Mockus; el secretario General, Raúl Barragán; la directora del Instituto de Desarrollo Urbano (IDU), María Eugenia Avendaño; y la secretaria de Tránsito, María Piedad Mosquera, por parte del Distrito.

Por parte de la Nación asistieron el presidente de Ferrovías, Jaime Ramos; el ministro encargado de Transporte, Alfonso Campos Soto; y la consejera para Bogotá, Sonia Durán de Infante.

La directora del IDU explicó que, de acuerdo con las conversaciones, en una primera etapa Ferrovías entregará el corredor férreo del sur para que se inicie el proyecto del metrobús, mientras que el Distrito realiza el proceso de licitación y adjudicación para la construcción de la Vía Longitudinal, calculado para finales del año.

Durante la reunión también se previó que en una segunda etapa, Ferrovías permutaría el corredor férreo del norte, que va desde el kilómetro 5 hasta Torca, con el fin de destinarlo al transporte de pasajeros, mientras que el Distrito amplía la Longitudinal hasta el límite norte de la ciudad .

De esa forma, el sector de Bosa, al sur de la ciudad, se conectará por vía férrea con la zona de Torca a través de la nueva vía.

El convenio Con el fin de llevar el acuerdo a la práctica, a finales de mayo, el Distrito y Ferrovías firmarán un convenio interadministrativo. Mientras tanto el IDU y la entidad nacional encargada de las líneas férreas realizarán los estudios económicos en los que se basa la permuta.

El acuerdo se logró luego de haber analizado que la propuesta de la Consejería era viable jurídicamente y que el Distrito aún esta dentro de los términos establecidos en el contrato con la firma Metrobús para iniciar las obras.

Dicho contrato establece que luego de firmado (en diciembre), se tendrían seis meses (hasta junio) para iniciar el proyecto y tener listos los terrenos.

Según Avendaño, con el convenio no solo se resuelve el futuro del metrobús, sino que además se deja abierta la posibilidad de utilizar los otros corredores que atraviesan la ciudad para solucionar el transporte de pasajeros.

Con ciclovía EL TIEMPO logró establecer que debido a que el corredor se extiende hasta Soacha, durante la reunión se planteó la posibilidad de que el metrobús se extienda hasta esa población y no hasta Bosa como está concebido actualmente.

También se supo que se planteó la alternativa de que a lo largo del corredor férreo del sur, por donde pasará el metrobús, se deje espacio para construir una ciclovía permanente.

Así las cosas, por ahora, lo único que falta definir en cuanto al corredor del sur es la recuperación de la zona que se encuentra invadida por parte del sector de Los Comuneros.