Archivo

QUÉ HACER CON TANTO PERRO

La proliferación de perros se ha convertido en un verdadero problema para los habitantes de Shanghai, quienes mataron a más de 11.500 de estos animales en 1994.

14 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

La ciudad tiene ahora no menos de 180.000 perros, de los cuales solamente 80.000 están registrados. Los perros, que en los años 60, en tiempos de la llamada revolución cultural parecían una especie en extinción y se sabía que la hambruna y las guerras de las décadas anteriores los habían exterminado, volvieron a aparecer en las casas y calles de las grandes ciudades junto con el surgimiento de los nuevos ricos.

Tener perros o gatos como mascotas se ha convertido en una moda y en un signo de status social, pero al mismo tiempo, las heridas causadas a los ciudadanos por estos animales se han convertido en un grave problema.

En Shanghai, sólo en l994, 43.850 personas fueron mordidas por canes y tuvieron que ser vacunadas contra la rabia, mientras que 11.550 de estos animales callejeros fueron sacrificados. No todos esos sacrificios corrieron por cuenta de las autoridades sanitarias, pues 53 personas fueron sancionadas por esa causa.

El municipio de Shanghai ha hecho esfuerzos especiales por frenar la proliferación de perros, al punto de que en los últimos 16 años se dio muerte a 240.000 de ellos. En los años 60 y 70 la orfandad de perros que vivía Pekín era tal que ni siquiera al llamado perro pequinés lo conocían sus habitantes, y su reaparición ha sido obra de los flamantes criaderos de perros de raza, negocio que obedece a la demanda de los chinos enriquecidos por las reformas económicas y la apertura al exterior.

Ante la inesperada proliferación de perros, las autoridades tuvieron que recurrir, además del registro, al establecimiento de un impuesto por su tenencia que llega a los 6.000 yuanes (750 dólares). Sin embargo, los medios de comunicación tienden a fomentar la moda de las mascotas entre los ciudadanos, quienes gastan en la alimentación de un sólo perro hasta el equivalente a dos salarios de un aprendiz de albañilería.

No sólo se está creando una industria de alimentos para perros sino otra de servicios, pues con la popularización de estas mascotas llegan también las clínicas, guarderías y peluquerías exclusivas para canes, toda una gama de hábitos introducidos como imitación de los países desarrollados.