Archivo

POR FIN FUERON LIBERADOS LOS DOS TOPÓGRAFOS SUECOS

Luego de 148 días de cautiverio, anoche fueron liberados los topógrafos suecos Charles Danny Applegate y Tonny Tyrving Bertil, quienes estaban en poder de los guerrilleros del bloque José María Córdoba de las Farc.

12 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

Según voceros de la IV Brigada del Ejército, los ciudadanos suecos fueron entregados a una comisión integrada por el obispo de Apartadó, monseñor Isaías Duarte Cancino, y el ex alcalde de Barranquilla, Bernardo Hoyos.

La liberación se produjo en el sitio conocido como La Esmeralda, corregimiento La Caucana, municipio de Tarazá (Antioquia) distante 233 kilómetros de Medellín, en el bajo cauca antioqueño.

También se informó que los topógrafos tuvieron que caminar durante siete días para llegar a la población, pero que se encuentran bien de salud. Anoche, los suecos descansaban en la casa cural de Tarazá.

Los topógrafos de la empresa Skanska, contratistas del Proyecto Hidroeléctrico Urrá I, ambos de 47 años, fueron secuestrados el 14 de diciembre del año pasado en La Apartada del Loro, ubicada entre Tierralta (Córdoba) y el campamento de la empresa.

Una semana después del secuestro, el presidente del Sindicato de la firma, Marco Aurelio Martínez, recibió un comunicado de la guerrilla en donde le decían que liberarían a los suecos para Navidad y que los tenían en su poder con el ánimo de que se atendieran urgentemente las necesidades que padecen los indígenas Emberá Katíos.

Sin embargo, no fueron liberados en esa oportunidad.

El 2 de enero de este año, en un comunicado enviado por las Farc al obispo de la prelatura del alto Sinú, Domingo Vidal, le pedían que hiciera público su desacuerdo con la entrada en funcionamiento de la Hidroeléctrica ya que ocasionaría un desastre ecológico irreparable.

También exigieron la integración de una comisión compuesta por ciudadanos nacionales y extranjeros para la liberación de los topógrafos.

Esta comisión fue integrada, entre otros, por la Cruz Roja Internacional, la delegación holandesa de Pax Christi, Amnistía Internacional, el escritor Gustavo Alvarez Gardeazábal y el obispo de Apartadó, monseñor Isaías Duarte Cancino.

A pesar de cumplir con sus exigencias, el pasado primero de marzo, día señalado para su liberación, sus esposas, Celeste Tyrving y Nelly Applegate, al igual que la comisión y el pueblo monteriano se quedaron nuevamente esperando su regreso.

De igual manera ocurrió el pasado 2 de abril.

Alrededor del secuestro de los topógrafos suecos se pronunciaron en varias oportunidades, para exigir su liberación y para deplorar el hecho, el embajador de Suecia, Sven Julin; el defensor del Pueblo, Jaime Córdoba Triviño, y el ministro de Ayuda al Desarrollo de Suecia, Pierre Schori, entre otros.