Archivo

EN LA ANTESALA DE LA TELEVISIÓN INTERACTIVA

Importantes empresas en el mundo de las comunicaciones están apostando a que los espectadores de televisión del siglo XXI no serán los pasivos de hoy, sino buscadores activos de entretenimiento y noticias.

08 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

Y para responder a sus demandas, la televisión interactiva no sólo ofrecerá a sus subcriptores muchos más canales, sino facilidades informáticas que les permitirán comprar en sus casas, realizar operaciones bancarias, recibir programas educativos y escoger las películas de desean ver.

También permitirá que los televidentes dirijan sus propias producciones, ofreciendo varios finales para la misma cinta.

Con una poderosa caja negra que podrá conectarse a cualquier aparato de televisión, la TV interactiva enganchará a las cadenas de televisión de cable con las impresionantes posibilidades de la informática, permitiendo el ingreso de miles de hogares al mundo a la denominada multimedia y a la superautopista de la información.

Pero antes de que esto suceda, las cajas de control tienen que ser desarrolladas a un precio competitivo y deben realizarse grandes inversiones por parte de las cadenas.

Empresas como NEC y Sony de Japón y Hewlett-Packard y General Instrument de Estados Unidos han anunciado que trabajan en esas cajas.

Otras compañías tan diversas como el gigante estadounidense de las comunicaciones AT&T, Microsoft, la empresa de software más grande del mundo, y la fabricante de aviones Lockheed han expresado su interés en los proyectos.

Según la empresa consultora londinense Ovum, los ingresos en Europa y Estados Unidos por concepto de suscripciones, servicios interactivos y teléfonos llevados a los hogares por las empresas de cable podría crecer a un promedio anual de 67 por ciento y representar 31.000 millones de dólares para el año 2005.

La cifra está calculada en 300 millones para 1995. Online Media de Cambridge, Inglaterra, controlada por el gigante italiano de la electrónica, Olivetti, ha indicado que ya está produciendo una caja que es de fácil uso para los usuarios.

Este producto está siendo probado por consumidores potenciales.

El experimento se desarrolla en 10 hogares suscritos a la red local de cable, pero debería extenderse este año a 1.000 más si la tecnología funciona y recibe una alta demanda.

La experiencia de Online es similar a pruebas piloto que la Time Warner realizó en Orlando, en el estado estadounidense de Florida, y otra desarrollada por British Telecommunications en la ciudad inglesa de Suffolk.

Online asegura que su producto representa un descubrimiento que simplifica el uso de las computadoras.

Un informe de Ovum expresó que aunque la nueva tecnología podía proporcionar una impresionante gama de servicios, aún está por verse si esto tentará a los consumidores.

Un experto duda si realmente existe mercado para todas esas opciones generadas por las computadoras.

Ya hemos creado al homointeractus? , se pregunta Charles Stancomb, director del instituto de investigaciones SRI International, un centro de inteligencia empresarial con sede en Croydon, sur de Inglaterra.

La gente realmente quiere desempeñar un papel en una película, o participar en juegos, o sólo quiere ser entretenida y dejarse llevar por ese entretenimiento? , preguntó.

Pese a sus dudas, Stancomb admitió que el negocio potencial está entusiasmando a las empresas de cable y telefonía.