Archivo

CONTRA INMIGRACIÓN:

07 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

Washington (AP) El presidente Bill Clinton propuso ayer la deportación de todo extranjero indocumentado que enfrente la justicia, aunque no se lo declare culpable de ningún delito, y sostuvo que no toleraremos la inmigración de personas cuyo primer acto es quebrar nuestras leyes al entrar . Clinton dijo que cuando asumió el cargo en 1993, heredó el problema de que la inmigración ilegal le estaba costando dinero al gobierno y amenazando empleos que pertenecen legítimamente a los ciudadanos estadounidenses.