Archivo

MILITARES NO CONFIRMAN

Fidel Antonio Castaño Gil, alias Rambo , sigue vivo y comandando las autodefensas de Urabá y Córdoba. Así se desprende de las declaraciones que entregó el mayor general Norberto Adrada Córdoba, comandante de la Primera División del Ejército, tras asistir en Medellín al sepelio del mayor Jorge Albeiro Suárez Castrillón, que murió al accidentarse en un avión K-Fir de la Fuerza Aérea, en el área del Magdalena Medio.

05 de mayo 1995 , 12:00 a.m.

Por su parte, el comandante de las Fuerzas Militares, general Hernando Camilo Zúñiga Chaparro, dijo ayer en Barranquilla que desconocía la veracidad de la información de la muerte de Castaño a manos de las Farc y negó enfáticamente que el Ejército estuviera trabajando con él en operaciones con la guerrilla. Es tendenciosa la información en el sentido que el Ejército le hubiera prestado alguna ayuda al paramilitar , sostuvo el oficial.

Entre tanto, el gobernador de Córdoba, Carlos Buelvas Aldana, indicó que para nadie es un secreto en todo el territorio cordobés la posible muerte de Castaño en un combate con la guerrilla, pero en noviembre de 1994. Sin embargo, nadie ha podido confirmarlo y los militares no encuentran indicios para hacerlo.

Pero esta no es la única versión que circula por esta región, también se dice que con un pasaporte a nombre de otra persona, Rambo abandonó el país hace unos meses y que está residenciado en México. De esto tampoco hay pruebas.

Si Fidel Castaño está muerto aquí no pasa nada, porque esta es una guerra que viene desde hace años. Por lo que he podido observar existe un estamento militar dentro del paramilitarismo, entonces esto no mejora la situación en Córdoba , dijo Buelvas.

Fuentes del alto gobierno consultadas por EL TIEMPO dijeron que desde hace dos meses, no se ha detectado ninguna comunicación de Rambo , como ocurría normalmente.

Voceros de la Policía Nacional afirmaron no tener indicios de la muerte del señalado jefe paramilitar, y creen que se trata de un montaje, ante el elevado número de órdenes de captura proferidas contra Castaño.

El general Adrada desmintió la versión publicada ayer por el diario La Prensa de Bogotá, en la que afirman que Castaño murió el pasado 22 de febrero debido a varias heridas que recibió cuando luchaba al lado de tropas del Ejército Nacional contra subversivos de las Farc, en el municipio antioqueño de San Pedro de Urabá.

Por su parte, voceros militares de la brigada 17 de Urabá, informaron que la versión de La Prensa puede ser una tergiversación de los combates que ocurrieron el 12 de noviembre del año pasado, en San Pedro de Urabá, luego de que guerrilleros de los frentes 5, 57 y 58 de las Farc, asaltaron el municipio de San Pedro de Urabá.

Según los mismos voceros, en esa ocasión resultó herido en un hombro un hermano del jefe paramilitar, quien con su escolta se enfrentó a los subversivos. En el intercambio de disparos resultaron muertos el jefe de prensa de la organización paramilitar John Jairo López y el radio operador, Angel Montiel.