Archivo

Polémica por informe de ‘El País’ sobre salud de Fidel

El informe del diario El País, de Madrid, que aseguró que el presidente cubano Fidel Castro está “muy grave” después de tres operaciones fallidas y debido a las complicaciones de una infección intestinal conocida como diverticulitis, ha causado una enorme polémica, no solo porque el médico español José Luis García Sabrido –que examinó en diciembre al líder en La Habana y que aseguró que no tenía cáncer–, lo calificó de “infundado”, sino porque la Casa Blanca le quitó importancia al considerar que era un “resumen de informes previos” y un diplomático cubano en Madrid dijo que era “mentira”.

17 de enero 2007 , 12:00 a.m.

El reporte del diario, que no ha podido ser confirmado, citó a dos fuentes no identificadas del Hospital Gregorio Marañón, en Madrid, donde trabaja García Sabrido. Ellas aseguran que Castro “sufría antes del verano (transfirió el poder en julio) una severa inflamación del intestino grueso denominada diverticulitis”. Se trata de bolsas inflamadas anómalas en el intestino que pueden llegar a infectarse y sangrar, causando hemorragias, de forma parecida a una apendicitis.

Según la periodista brasileña Claudia Furiati, autora de la biografía autorizada de Castro, La historia me absolverá, publicada en el 2001, “Castro ya padeció diverticulitis hace más de 20 años”.

Operaciones difíciles La recuperación de la primera cirugía, en que le fue extraído a Castro parte de su intestino, y el colon se conectó con el recto, no tuvo buenos resultados. La unión se rompió, llevando heces al abdomen, lo que causó otra peritonitis, según el reporte.

Una segunda operación para limpiar el área infectada falló también, según el rotativo. Luego, Castro habría sido aquejado por una inflamación del ducto biliar, un problema que ocasiona la muerte a 80 por ciento de los pacientes, señaló El País.

Una prótesis fabricada en Corea del Sur se le implantó, pero luego de una falla, se le reemplazó con otra española.

El País informó que en diciembre, cuando García Sabrido visitó la isla, Castro tenía una herida abdominal por la que se filtraba una buena cantidad de líquido al día, lo que originó una pérdida de nutrientes en el organismo del líder cubano. El reporte añadió que Castro era alimentado por vía intravenosa.

Sabrido tan pronto conoció el informe del diario lo descalificó: “Toda información que no venga directamente del equipo médico (de Castro) carece de fundamento”.

Y la casa Blanca opinó a través del portavoz Tony Show: “Vimos el informe de El País. Lo que podemos decir al respecto, es que es un resumen de informes médicos previos. No tenemos nada nuevo”.

En Cuba, los medios de comunicación no recogieron en sus espacios el informe.