Archivo

CERCO GENÉTICO A MALARIA

Un grupo de científicos españoles ha desarrollado en Estados Unidos una nueva estrategia de vacuna contra la malaria, ensayada en ratones, que garantiza entre un 95 y un 99 por ciento de protección frente a la infección, informó el diario El País. Esta estrategia, que utiliza virus manipulados genéticamente para activar el sistema inmunológico, podría ser empleado en otras enfermedades infecciosas, incluida la del Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirido (sida).

25 de julio 1993 , 12:00 a.m.

Según declaró el viernes al periódico español uno de los miembros del equipo investigador, Mariano Esteban, lograr la protección alta contra la malaria en un modelo experimental animal significa que la vacuna es viable , y estima que es posible desarrollar una vacuna definitiva contra esta enfermedad.

Respecto a la primera vacuna contra la malaria del colombiano Manuel Patarroyo, el científico resalta que el procedimiento del químico latinoamericano es completamente distinto al nuestro, ya que se basa en fragmentos sintéticos de proteínas y opina que la estrategia de Patarroyo da una protección del 39 por ciento que está bien, pero no es suficiente .

La nueva estrategia de los investigadores españoles, en la que han colaborado dos equipos estadounidenses de la Escuela de Medicina Mount Sinai (Nueva York) y de la Universidad de Nueva York, consta de dos fases. En la primera se alerta al sistema inmunológico del animal para que produzca células especialistas que identifican al animal infeccioso y luchan contra él. En la segunda se induce la multiplicación de esas células hasta una cantidad suficiente para vencer la infección.

Las dos fases utilizan virus modificados mediante ingeniería genética (primero el de la gripe y después el de la vaccinia, con el que se erradicó la viruela) para introducir en el animal fragmentos de material genético (ADN) de malaria que alerta al sistema inmunológico.

Los ensayos de la nueva vacuna, cuyos resultados se han publicado en la revista Proceedings, de la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos, se realizaron en ratones, utilizando como agente infeccioso al plasmodio yoelli, la forma más patógena de malaria para esos animales.

Los siguientes pasos de la investigación son aumentar la protección en animales hasta un 100 por ciento, hacer ensayos en monos e ir preparando la estrategia para ser usada en humanos.

La enfermadad de la malaria está inducida por la picadura del mosquito anofeles al inyectar un parásito el plasmodio en la sangre de sus víctimas.