Archivo

MÁS DE 26 MIL CARROS: POR EL NORTE Y EL SUR

Los viajeros regresaron a la ciudad sin mayores problemas. Desde el mediodía, la Secretaría de Tránsito y Transportes (STT), dispuso más de 300 hombres entre patrulleros y policías bachilleres a lo largo de las vías de acceso, para agilizar el ingreso de los vehículos. Grúas, ambulancias y patrullas de tránsito permanecieron en las autopistas Norte y Sur y la avenida Medellín, la vía al Llano y la avenida del Centenario o de Fontibón, pendientes de que cualquier dificultad para atenderla de inmedito y evitar así congestiones.

06 de julio 1993 , 12:00 a.m.

De acuerdo con la información entregada por la Central de Radio de la STT, los pocos accidentes que se registraron no causaron heridos, con excepción de una persona que resultó atropellada en la autopista Norte, a la altura de centro recreacional de Cafam.

Por otra parte, en la autopista Sur la circulación de vehículos fue continua. No hubo ningún tipo de trancones. Hacia las tres de la tarde, la Secretaría de Tránsito realizó un conteo de los vehículos que ingresaban a la ciudad por esa vía.

En promedio llegaban 46 carros por minuto. Eso significa que cada hora estaban entrando a la ciudad 2.760 vehículos provenientes de Melgar, Girardot, Neiva, Ibagué y otras poblaciones.

Aunque la cifra era aparentemente baja, las autoriodadades de tránsito mantuvieron el carril de contraflujo que se instala en la calzada norte de la vía para aumentar su capacidad.

Los agentes también contabilizaron el ingreso de carros en la Autopista Norte. En 12 minutos llegaron a la ciudad, por esa vía, 495 vehículos lo que da un promedio 2.482 automotores por hora.

Siguiendo ese promedio, según los patrulleros, entre las tres de la tarde y las ocho de la noche, a la ciudad llegaron por las autopistas Norte y Sur más de 26 mil vehículos.