Archivo

SOLDADO DISPARÓ CONTRA UN JOVEN EN DISCOTECA

Ahí le dejo este recuerdito . Esas fueron las palabras que el soldado profesional Edwin Evelio Albaá Dávila le susurró al oído a Diego Ricaurte Borja segundos antes de disparar a quemarropa contra su humanidad. Los hechos ocurrieron a las 2:00 de la madrugada del sábado en una discoteca del Líbano en medio de la acalorada rumba, cuando Borja salía del lugar. Según testigos, los dos estaban con sus traguitos encima.

18 de enero 2005 , 12:00 a.m.

"Ahí le dejo este recuerdito". Esas fueron las palabras que el soldado profesional Edwin Evelio Albaá Dávila le susurró al oído a Diego Ricaurte Borja segundos antes de disparar a quemarropa contra su humanidad. Los hechos ocurrieron a las 2:00 de la madrugada del sábado en una discoteca del Líbano en medio de la acalorada rumba, cuando Borja salía del lugar. Según testigos, los dos estaban con sus "traguitos" encima.

Los dos disparos que el soldado le propinó al joven comerciante de 24 años son, al parecer, porque horas antes no le permitió bailar con su novia. Uno perforó el hígado y el otro rozó el antebrazo derecho. El uniformado estuvo solo en la barra de la discoteca Canela, Café y Son.

Testigos, que a esa hora departían en la misma discoteca, dicen que el soldado quiso que la novia de Borja lo acompañara a bailar. "Mi novia no baila", eso fue lo que dijo, comenta uno de sus amigos quien prefiere abstenerse de dar su nombre. á.

Esa misma versión se la manifestó el muchacho a su papá. Sin embargo, Luisa, su ánovia, dice que ella no se dio cuenta de nada y que durante la noche nunca vio al agresor.

Este hecho se suma al ocurrido la semana anterior en Nariño, cuando otro soldado disparó contra sus compañeros mientras dormían. En el hecho murieron cinco uniformados.

Y mientras sus amigos lo trasladaban al hospital del municipio, donde recibió los primeros auxilios, una patrulla de la Policía detuvo al soldado una cuadra arriba del parque principal. El uniformado pretendía huir.

Una hora después, Borja es trasladado a la Clínica Calambeo, de Ibagué, donde es intervenido quirúrgicamente. Según reportes médicos, el hígado del muchacho quedó destrozado con el impacto de bala que recibió en el estómago. La cirugía consistió en cauterizarle este órgano, tal vez uno de los más complicados del organismo, pues no se puede coser y su manipulación médica es casi imposible.

Por eso el diagnóstico médico es reservado. Aunque según Ricaurte Borja, padre del joven herido, su hijo ha evolucionado de manera positiva. "Lo peor que le podría pasar es que el hígado se le infecte, y eso no tiene remedio", agregó Borja, quien al igual que el resto de su familia, espera claridad frente a los hechos.

Edwin Evelio Alba Dávila tiene 23 años, su cédula de ciudadanía es de Villahermosa (Tolima) y pertenece áal Batallón de contraguerrillaá Héroes de Saraguro, adscrito a la segunda división del Ejército en Bucaramanga (Santander).

De acuerdo con el mayor Oscar Pinzón, comandante de la Policía del Líbano, el soldado Alba Dávila estaba de vacaciones en esa población, donde vive su familia. "La mamá del muchacho no comprende cómo su hijo pudo disparar. Dice que siempre ha sido una persona correcta, disciplinada y responsable, incluso sostiene económicamente a su familia", comenta el mayor Pinzón.

El arma que usó el uniformado, quien este lunes 17 de enero debía reincorporarse a sus labores en Bucaramanga, es un revólver 38 milímetros tipo Martial . Tiene salvoconducto a su nombre. "Estaba borracho y se me fueron las luces, no estaba consciente de lo que hacía", le dijo el soldado al comandante Oscar Pinzón.

Alba Dávila está, ápor ahora, áa disposición de la Fiscalía del Líbano. Tolima 7 días consultó al coronel Cipriano Parra, jefe de Estado Mayor de la Sexta Brigada del Ejército, quien advirtió que lo más probable es que el uniformado sea retirado del servicio.

Agregó el oficial que el caso pasará a la Justicia Penal Militar y que la pena para el soldado dependerá de la evolución del estado de salud del joven herido.

Despierta con las noticias más importantes.Inscríbete a nuestro Boletín del día.

INSCRIBIRSE