Archivo

A cuatro años del homicidio de ex veedor, autoridades no han podido dar con los asesinos

Hoy se acumula un año más desde que dos sicarios en moto arremetieron contra el ex vice presidente de la Red de Veedurías del Tolima (Revisar), Felix Eduardo Martínez.

18 de enero 2007 , 12:00 a.m.
A las 10:15 de la noche, cuando el ex veedor llegó en taxi a su casa en el condominio El Prado (calle 64 entre carreras Sexta y Séptima), sus asesinos le dispararon siete veces.

¿Qué ha fallado en el proceso?, ¿por qué la Fiscalía 11 Seccional de Bogotá está cerca de calificar la investigación y aún no hay capturados?

El abogado Iván Ramírez, representante de la familia de la víctima, dice que las fallas comenzaron desde la diligencia de inspección del cadáver porque considera que no se recaudaron pruebas. "Hoy en día no sabemos qué pasó con la memoria del celular de Félix, que apareció destruida y tampoco se recibieron testimonios en caliente", dice.

Afirma que el caso ha pasado por siete fiscales y que los investigadores han sido cambiados continuamente hasta el punto que desde enero de 2005, el homicidio no tiene un investigador de policía judicial asignado.

Asegura que la Fiscalía no verificó, ni evaluó un informe de policía judicial elaborado por la mayor María Elena Gómez Méndez: "El informe revela que el crimen se planeó entre Eduardo Restrepo, el 'Socio', el arrocero Jairo Castillo, Mario Rodríguez y el ex alcalde de Ibagué Jorge Tulio Rodríguez", afirma el abogado Ramírez.

Mario Rodríguez Padilla, el padre del ex alcalde Jorge Tulio, dice que su consciencia está tranquila porque la Fiscalía, tanto en primera como en segunda instancia, valoró el testimonio del señor Nelson Herney Castañeda y no encontró coherencia en sus palabras.

El abogado Orlando Arciniegas, quien actuó como defensa de los Rodríguez, afirma que el crimen no ha sido esclarecido porque la parte civil siempre ha creído que los únicos responsables fueron Mario y Jorge Tulio Rodríguez.

"En el proceso existen otras hipótesis como la de un reinsertado de las Farc, que con claridad, atribuyen el homicidio de Félix Martínez a ese grupo armado ilegal. Y la más reciente la que ya todos conocen, la declaración de 'Olivo Saldaña', miembro del comando conjunto central de las Farc en la que se autoincrimina como autor del homicidio porque consideraban al veedor miembro del bloque Tolima y porque perseguía a contratistas que apoyaban financieramente al grupo", dice Arciniegas.

El penalista señala que cuatro años después no hay capturados porque la etapa de instrucción se orientó hacia los Rodríguez y la Fiscalía no halló pruebas para inculparlos.