Archivo

Los hermanos Cabrera Polanco llevaban 10 años defraudando a Cajanal

El DAS y la Fiscalía estiman que en ese período de actividades de la organización delictiva pudieron haber defraudado a Cajanal en 100 mil millones de pesos.

03 de enero 2007 , 12:00 a.m.

Los nombres de los hermanos Ómar y Armando Cabrera Polanco fueron detectados por el DAS y la Fiscalía hace dos años, en medio de las investigaciones sobre los millonarios fraudes a la Caja Nacional de Previsión Social (Cajanal).

Las nuevas pesquisas demuestran que estos, en compañía de otro hombre, venían esquilmando a esa entidad desde 1996, y que habrían amasado una fortuna con dineros públicos desde finales del siglo pasado.

Las pruebas fueron encontradas por detectives del DAS en los documentos encontrados en los allanamientos del pasado fin de semana en oficinas, casas y fincas de los Cabrera y de Jeiner Guilombo Gutiérrez, en Huila y Cundinamarca.

Según un detective del DAS que participa en la investigación, Ómar Cabrera Polanco y Guilombo se valían de sus conocimientos y títulos en derecho para tramitar tutelas y acciones populares falsas (presentaban documentos que jamás pasaban por un juzgado) para que Cajanal les reconociera irregularmente pensiones a sus clientes.

"Los Cabrera y Guilombo son huilenses y se conocen desde allá.
Ellos montaron una empresa criminal para desfalcar al Estado; en otras oportunidades sí presentaban acciones legales verdaderas, pero sobornaban a jueces y funcionarios de Cajanal", dijo la fuente.

El lunes pasado, el DAS y la Fiscalía presentaron a la prensa 11.000 millones de pesos en efectivo y en títulos valores que fueron sacados de tres caletas de la oficina 504 del edificio Emerald Trade Center, en el centro de Bogotá, de propiedad de Ómar Cabrera.

Según afirmaron las autoridades, ese dinero es parte de las multimillonarias comisiones que estos hombres les cobraron a sus clientes por el trámite de pensiones.

Pero el DAS y la Fiscalía estiman que en los 10 años de actividades de la organización estos pudieron haber defraudado a Cajanal en 100 mil millones de pesos.

Por ello, un equipo de fiscales y de detectives del DAS está rastreando propiedades y cuentas bancarias en Colombia y en el exterior que estarían no solo a nombre de los abogados sino también de personas allegadas a ellos.

Por ejemplo, en el rastreo se encontró que Armando Cabrera tiene a su nombre un billar en Neiva que, según los documentos, factura 2.000 millones de pesos anuales.

"Este es solo un ejemplo de las inconsistencias halladas en sus documentos. Ellos van a ser procesados por lavado de activos por la Fiscalía, pues además se han encontrado a su nombre y de terceros lujosas fincas en Facatativá y en la capital del Huila", dijo
otra detective del DAS que toma parte del caso.

Los Cabrera polanco y Guilombo no fueron capturados.

Otros casos de corrupción y desfalcos en Cajanal

1. El 24 de febrero del 2005 el DAS capturó en Popayán y Bogotá a siete funcionarios de esa caja y a tres particulares, señalados de tramitar en la entidad el pago de pensiones irregulares por más de $ 2.500 millones. Ellos falsificaban documentos y alteraban registros civiles para obtener los beneficios.

2. En las oficinas de Cajanal de Bogotá, el DAS capturó el 18 de abril del 2004 a un funcionario liquidador de nóminas de la entidad que, según las investigaciones, se prestó durante siete años para defraudar a la entidad al facturar el pago de pensiones, aumentando el monto a reconocer.

3. En agosto del 2005 la Fiscalía dictó orden de captura contra 11 maestros del Chocó que gozaban de una pensión irregular de Cajanal. Para obtener ese beneficio los docentes adulteraron registros civiles y presentaron constancias y certificados falsos. Nueve de ellos fueron detenidos.

Redacción Justicia
Diciembre 6 del 2006