Archivo

Sin Daniel Torres, la Selección ajusta su nómina en la mitad del campo

Guillermo Celis, Wilmar Barrios, Sebastián Pérez o Stefan Medina, será el reemplazante.

notitle
05 de septiembre 2016 , 09:46 p.m.

La ausencia de Daniel Torres, suspendido por acumulación de tarjetas amarillas, le plantea al técnico José Pékerman un dilema sobre cómo jugarle a Brasil, el pentacampeón del mundo, que viene de dar dos golpes de opinión para mostrar que puede volver a ser el de antes: el oro en los Juegos Olímpicos de Río y la goleada como visitante a Ecuador, que hace apenas un par de jornadas era el líder de la eliminatoria suramericana para el Mundial de Rusia 2018.

Cuando Colombia ha jugado de local, normalmente Pékerman ha puesto dos volantes de recuperación, uno de ellos con la idea de sacar el equipo desde atrás: Abel Aguilar, primero, y luego Sebastián Pérez. En los últimos partidos ha ajustado esa zona con la presencia de Torres al lado de Carlos Sánchez.

Pero como visitante, al menos en la eliminatoria, el planteamiento ha sido distinto. En Uruguay, donde el equipo perdió 3-0; en Chile, donde empató 1-1, y en Bolivia, donde acabó ganando 2-3, armó líneas de tres volantes de recuperación, a lo que sumó otros dos por los costados para llenar el ancho de la cancha. Esa sería una de las fórmulas para enfrentar a Brasil, que es muy fuerte por los costados, especialmente por el izquierdo, donde se juntarán, muy seguramente, Marcelo, Neymar y Gabriel Jesús; estos dos últimos, quienes integran una pareja que comenzó a dar frutos en los Olímpicos y que en el juego del jueves en Quito resultó fundamental para el 0-3.

Sánchez sería pieza fija (es el titular). Habría que buscar los jugadores que actúen a lado y lado. Pérez y Guillermo Celis, que fueron inicialistas en Bolivia, con Torres como volante central, porque ese día no jugó Sánchez, son las opciones más cercanas para Pékerman, así como Wílmar Barrios. “Y le faltó Stefan Medina”, dijo el DT en la rueda de prensa cuando le preguntaron. Pero ese esquema puede ser flexible. Se puede convertir en un 4-1-4-1, que Colombia conoce desde las épocas en que Hernán Darío Gómez era el técnico y que Pékerman también ha utilizado (como, por ejemplo, un tramo del partido contra Chile y también el juego con Paraguay en la Copa América Centenario). Esto, con el fin de cubrir el ancho de la cancha y ganar manejo.

El volante delante de los cuatro zagueros sería Sánchez, que, justamente cumplía esa función en la época de ‘Bolillo’. Los dos mediocampistas centrales delante de Sánchez podrían ser Pérez y Celis, y Juan Guillermo Cuadrado (o también Orlando Berrío) y James Rodríguez por las bandas. El día que se enfrentó a Paraguay en Pasadena estuvo Edwin Cardona en ese cuatro con Cuadrado, Pérez y James. El DT tiene la decisión.

JOSE ORLANDO ASCENCIO
Subeditor de DEPORTES
En Twitter: @josasc