Archivo

'Defiance', serie de ciencia ficción con sentido social

Tercera temporada de una trama con humanos y alienígenas, que explora racismo e inmigración.

notitle
22 de junio 2015 , 04:04 p.m.

Grant Bowler recuerda muy bien su visita del año pasado a Bogotá. “Cenamos en un restaurante en la cima de una montaña”, dice el protagonista de la serie de ciencia ficción Defiance, que estrena hoy su tercera temporada por el canal de TV paga SyFy.

Bowler se refería a su paso por Monserrate durante la gira de promoción del ciclo anterior de esta producción, en la que interpreta a un comisario en un dilapidado pueblo del futuro. (Lea también: Una materia negra llega a SyFy)

Ahora repite esa labor desde un estudio de grabación en Toronto (Canadá), donde conversó con EL TIEMPO, acerca de esta nueva etapa.

Bowler se acomodó en el centro del NeedWant, que con sus mesas de madera y luces blancas colgadas del techo parece más un café boutique que el burdel del pueblo que aparece en la serie. Minutos antes había terminado de grabar una escena en un túnel oscuro con un grupo de extras, no muy lejos de un lugar donde las calles estrechas de Defiance, delineadas por edificaciones erigidas de material reciclado, cobran vida.

Defiance gira alrededor de Joshua Nolan (Bowler) y su hija adoptiva, Irisa (Stephanie Leonidas) en un planeta Tierra completamente transformado con la llegada de diferentes razas extraterrestres. Al final de la segunda temporada, la suerte de Nolan quedó en suspenso y la relación con su hija no era la mejor.

Ahora, el protagonista, un australiano de 46 años, está más satisfecho con el desarrollo de la historia en los episodios y dice haber odiado el hecho de que Nolan e Irisa estuvieran tan desconectados en el anterior ciclo.

“Lo sentí de forma muy personal porque me gusta trabajar con Stephanie y porque esa relación es la piedra angular de la serie”, señala.

Stephanie Leonidas está de acuerdo con ese comentario. “Las escenas de Irisa y Nolan son mis escenas favoritas”, agrega la británica, de 31 años. “Ella ha madurado mucho, y ha sido muy interesante jugar con ese proceso de transformación. Habrá momentos donde los dos son realmente inseparables”, adelanta.

Irisa es una alienígena, por lo que la actriz tiene que pasar varias horas en la sala de maquillaje antes de grabar cada escena. Su imagen incluye una nariz gruesa y plana y una piel rojiza que sigue a un rojo encendido en su cabello.

Aunque se mueve en un mundo futurista, los problemas que aborda esta producción son muy actuales: racismo, autoritarismo e intolerancia. Y eso es exactamente lo que los productores se propusieron desde un principio. “Es acerca de lo multicultural. La gran metáfora es que es un programa sobre un mundo nuevo, donde los seres humanos son como los indígenas que tienen que lidiar con los nuevos colonos”, anota Kevin Murphy, guionista y productor ejecutivo de la serie.

La tercera temporada se inicia desde cuando Nolan pareció estar clínicamente muerto. La vida en Defiance ha cambiado con la salida del gobierno militar, pero las amenazas a su alrededor persisten.

Así mismo, la serie introducirá una nueva raza extraterrestre, los Omec, que en algún punto lideraron todas las fuerzas extraterrestres antes de refugiarse en la Tierra.

Amanda Rosewater (Julie Benz), que en la segunda temporada lidió con el dolor por la pérdida de su hermana, vuelve a ser la alcaldesa del lugar. “Ella está tratando de mantener el pueblo vivo ya que siempre ha sido el corazón de Defiance”, dice.

“Es una idealista y con el pueblo en problemas, esa será una característica que se fortalecerá en esta etapa”, finaliza Benz.

¿Cuándo se puede ver?

‘Defiance’ estrena su tercera temporada hoy, a las 8 p. m., por el canal de televisión paga SyFy.

CLAUDIA SANDOVAL GÓMEZ
Para EL TIEMPO
Toronto