Archivo

La Unidad de Vida Articulada de San Javier por fin será construida

Área Metropolitana, después de la revocatoria a contratista ganador, ya adjudicó contrato de obra.

notitle
26 de mayo 2015 , 07:40 p.m.

Luego de la revocatoria que el Área Metropolitana del valle de Aburrá hizo del contrato adjudicado al consorcio Técnico UVA, para la construcción de la Unidad de Vida Articulada (UVA) del barrio San Javier, el pasado viernes le adjudicó dicha obra al consorcio Diseño y Proyectos.

Ese consorcio, cuyo representante legal es Diego Humberto Rodríguez, fue el proponente calificado en segundo lugar con un puntaje de 930,47 en el proceso licitatorio público realizado el pasado 28 de enero.

El consorcio está integrado por Diseño Concreto y Proyectistas Civiles SAS, cada uno con un 50 por ciento de participación.

La adjudicación del contrato, proveniente de la Licitación Pública 023 de 2014, se le da, además por encontrarse en segundo lugar en el orden de elegibilidad, “porque al revisarse nuevamente la oferta desde las exigencias jurídicas, técnicas y financieras, contempladas en el pliego de condiciones, se cumple con las mismas de acuerdo con la certificación proferida por los profesionales encargados de su revisión”, según explica la Resolución 000834 del Área Metropolitana.

Según dicho documento de la entidad, ahora el representante legal del Consorcio, o quien haga sus veces, deberá ampliar la garantía de seriedad del ofrecimiento. Para esto cuenta con un mes.

La suscripción y legalización del respectivo contrato se hará dentro de los cinco días hábiles siguientes a la notificación de la Resolución.

El contrato tiene como objeto la construcción de la UVA del barrio San Javier por la suma de 14.382 millones de pesos y un plazo de ejecución de 10 meses, contados a partir del acta de inicio de las obras.

Para darse el comienzo de la construcción, queda pendiente, además, la adjudicación por parte del Área Metropolitana, de la interventoría de la obra.

La adjudicación del contrato al consorcio paisa se da después de que el pasado 5 de mayo fuera resuelto el recurso de reposición que presentó Carlos Manuel Vergara Barvo, representante del consorcio Técnico UVA, que ganó inicialmente la licitación.

El recurso en mención confirmó que la carta de intención, presentada por el consorcio a nombre de Luis Fernando Archila Sánchez, que sería el director de la obra, es falsa.

Por este lío, Diseño y Proyectos y otras personas, como el concejal Bernardo Alejandro Guerra, solicitaron en su momento la revocatoria de la adjudicación.

Se recuerda que el ingeniero Archila entregó al Área un documento autenticado en el cual certificaba que la carta de intención presentada por Técnico UVA, con su nombre, es falsa, que fue hecha sin su autorización y sin su consentimiento.

“Nunca firmé de mi puño y letra y pido se pronuncie, como entidad pública en este proceso que dio como vencedor al consorcio del asunto, y así resarcir el abuso de confianza y la mala fe con que se obró”, dice Archila en un documento.

Desde el momento en que se conocieron los hechos, el Área, en cabeza de su director Hernán Elejalde Lopera, inició un procedimiento administrativo para esclarecer lo sucedido y dio traslado a la Fiscalía para que investigue.

También le solicitó a la Procuraduría y a la Contraloría acompañamiento en el proceso.

El concejal Guerra pidió, al destacar la importancia del control del político desde el Concejo, que el Área inicie la obra asegurando un proceso limpio en la adjudicación de la interventoría. 

MEDELLÍN